Actualidad

ATAN cataloga 180 antenas en la provincia

La organización ecologista inició, hace cuatro años, una campaña para denunciar la proliferación de unas infraestructuras de telecomunicaciones que considera "potencialmente dañinas" para la salud pública. Hoy se acercan a las doscientas sólo en esta provincia. Para las operadoras no suponen peligro, pero no aportan datos sobre su número.

EL DÍA, S/C de Tenerife
4/ene/02 19:28 PM
Edición impresa

La Asociación Tinerfeña de Amigos de la Naturaleza (ATAN) ha catalogado al menos 180 instalaciones repetidoras de telefonía móvil en la provincia de Santa Cruz de Tenerife desde que inició, hace cuatro años, una campaña contra la proliferación de unas infraestructuras que considera potencialmente dañinas para la salud pública.

Sin embargo, según esta organización ecologista, el número de repetidores podría superar con mucho este número, puesto que las compañías telefónicas escapan de todo control administrativo y colocan sus antenas atendiendo únicamente al logro de las mejores condiciones de cobertura para sus abonados.

Mientras tanto, el vacío legal existente parece haber facilitado la proliferación de estaciones repetidoras en el Archipiélago.

De hecho, sólo un puñado de Ayuntamientos, entre los que se cuentan los de Guía de Isora - el primero en hacerlo en el Archipiélago - , Santa Cruz de Tenerife y Granadilla de Abona, entre otros, disponen a día de hoy de una ordenanza que regule las infraestructuras en materia de telecomunicaciones.

Por contra, la mayoría de los municipios no cuenta con una normativa al respecto, lo que posibilita que las compañías telefónicas obtengan, generalmente a cambio de una compensación económica, el permiso de las comunidades de vecinos o propietarios de los solares o inmuebles para instalar sus antenas sin otro tipo de control administrativo.

Además, según señalaron ayer fuentes de la organización ecologista, algunas de las antenas se han instalado en espacios naturales protegidos, como sucede con algunas antenas actualmente en servicio en el Parque Rural de Anaga.

Argumentos

No obstante, según fuentes de Telefónica y de Vodafone, dos de las compañías de telefonía móvil con más implantación en el Archipiélago, los últimos estudios científicos demuestran que no existe riesgo para la salud humana, lo que, de hecho, podría constituir un argumento a favor de que la instalación de las antenas no requiera un permiso especial. Las empresas, que se ofrecieron a aportar todo tipo de datos científicos, no supieron, en cambio, precisar el número de instalaciones existentes en la Isla.