Sucesos
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Los Mossos investigan la muerte violenta de una mujer en El Vendrell leer

Dos hermanos de seis y cuatro años, estrangulados en su domicilio en Murcia

Los dos niños presentaban signos de violencia, aunque de momento se desconocen las circunstancias en que se han producido las muertes, que están siendo investigadas por agentes de la Policía Judicial de la Guardia Civil, no descartándose ninguna hipótesis.

EFE, Murcia
20/ene/02 9:32 AM
Edición impresa

Dos hermanos de seis y cuatro años fueron estrangulados en la madrugada de ayer en el domicilio, una casa unifamiliar de la localidad murciana de Santomera, crimen del que se todavía se desconoce el móvil, según fuentes de la investigación.

La madre de Francisco Miguel Ruiz González, de seis años, y su hermano Adrián Leroy, de cuatro, avisó a las siete horas de ayer a la Guardia Civil de la localidad de la muerte de los pequeños, que fueron estrangulados y no degollados, como se dijo inicialmente.

Los dos niños presentaban "signos de violencia", aunque de momento se desconocen "las circunstancias en que se han producido las muertes", que están siendo investigadas por agentes de la Policía Judicial de la Guardia Civil.

Fuentes de la investigación dijeron que "no se descarta ninguna hipótesis" sobre el móvil del suceso, que en un primer momento Protección Civil atribuyó a un posible robo en la casa familiar.

Los cuerpos de los pequeños fueron encontrados por agentes de la Guardia Civil en la cama de la habitación del matrimonio, que reside en la calle de Montesinos, de Santomera. En la vivienda se encontraban en ese momento la madre de los dos fallecidos, Francisca González, y un hermano de éstos, José Carlos, de 14 años. El padre, camionero de profesión, se hallaba de viaje fuera de España por motivos laborales, por lo que fue avisado de lo ocurrido en una llamada a su teléfono móvil.

Los cuerpos de los pequeños fueron trasladados al Instituto Anatómico Forense de Murcia, donde se les practicó las autopsias. La Guardia Civil tomó declaración en Santomera, entre otros, a la madre, al hermano, y a un vecino que dijo haber oído de madrugada "ruidos metálicos muy fuertes" en la zona.

Vecinos de la zona expresaron su "pesar y extrañeza" por el suceso, que ha afectado "a una familia normal, muy querida" en la localidad.

Vanesa C.V., de 16 años y amiga del hermano de las víctimas, Juan Carlos, afirmó que "éste es un chico normal", al tiempo que expresó su sorpresa por lo ocurrido en una familia que, precisó, "no tenía ni enemigos ni deudas".