Tenerife Norte
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
El PP quiere que los jueces, y no el Parlamento, elijan al Consejo General del Poder Judicial leer

Castro: "Si el Cabildo no quiere la autopista, no se construirá"

El consejero regional compareció ayer en la Comisión de Obras Públicas del Parlamento de Canarias y condicionó la ejecución de la ampliación de la TF-5 al visto bueno de la Corporación insular, aunque advirtió de que "cada cual tendrá que asumir sus responsabilidades".

EFE/EL DÍA, Puerto de la Cruz
23/ene/02 18:22 PM
Edición impresa

El consejero regional Antonio Castro Cordobez (CC) planteó ayer dudas sobre si las autopistas o las carreteras producen más impacto ambiental y subrayó que si el Cabildo de Tenerife no quiere que se amplíe la TF-5, Obras Públicas no ejecutará la actuación, "aunque cada cual tendrá que asumir sus responsabilidades". Castro realizó estas manifestaciones durante su comparecencia ante la comisión del área en el Parlamento de Canarias, en la que los diputados de todos los grupos coincidieron en la necesidad de concluir el cierre del anillo insular, aunque discreparon sobre el tipo de vía que se debe realizar.

Recalcó que no le corresponde a su Consejería entrar en el debate acerca de la planificación, "sino realizar la obra", y puntualizó que esta vía, cuyo valor superaría los 120 millones de euros (20 mil millones de pesetas), no estará terminada, en ningún caso, antes de 2004.

El consejero también afirmó que el proyecto de ampliación de la autopista debe combinar con equilibrio las necesidades de los ciudadanos de la zona, los requerimientos medioambientales y los costes. Para el tramo más conflictivo, comprendido entre el paraje de Los Campeches y San Juan de la Rambla, comentó que se han planteado dos alternativas: la construcción de un túnel de más de tres kilómetros, rechazada por su alto coste y por el riesgo que supone, o desdoblar la vía hacia la costa "de forma que no afecte a los parajes".