Sucesos

Mueren tres pilotos del Cuerpo Nacional de Policía al estrellarse el helicóptero en el que viajaban


EFE, Madrid
26/ene/02 9:32 AM
Edición impresa

Los cuerpos de los tres policías nacionales fallecidos ayer en un accidente de helicóptero en Getafe (Madrid) llegaron hoy a Sevilla, en donde hay instalada la capilla ardiente en la Jefatura Superior de Policía, según informó la Delegación del Gobierno en Andalucía.

Los tres féretros, cuya llegada estaba prevista en el aeropuerto sevillano de San Pablo en torno a las 10:30 horas, serán posteriormente trasladados a la Jefatura Superior de Policía, en donde permanecieron hasta la 12:50 horas aproximadamente, para después celebrarse el funeral a las 13:00 en la Iglesia de Corpus Christi de la capital sevillana.

Los tres policías - dos de ellos instructores de vuelo y un mecánico - fallecieron ayer por la mañana al estrellarse el helicóptero en el que viajaban en la localidad madrileña de Getafe, a una hora en que la densa niebla dificultaba la visibilidad en la zona.

El siniestro se produjo en torno a las 11:15 horas en un descampado próximo a la N - 401 (carretera de Toledo), en el término municipal de Getafe, a unos cien metros de la base aérea de esta localidad donde el helicóptero intentó aterrizar ante la dificultad de hacerlo en el aeródromo de Cuatro Vientos, que era el destino previsto, a causa de la densa niebla.

Los tres fallecidos, que volaban desde Sevilla hasta Cuatro Vientos para efectuar las operaciones de mantenimiento habituales de la aeronave, trabajaban en la unidad de helicópteros del Cuerpo Nacional de Policía de la capital hispalense.

Cuéllar, de 31 años, era piloto instructor de vuelo en helicópteros y perdió la vida junto al subinspector mecánico José Martín Caro, de 41 años, y al fundador de la Unidad de Helicópteros de la Policía Nacional y uno de los máximos expertos en estas aeronaves, José Villegas Martín, de 54.

El director general de la Policía, Juan Cotino, dijo ayer que el accidente de helicóptero en el que murieron tres agentes ha sido muy lamentable y que serán los expertos de Aviación Civil los que investiguen la causa del siniestro.

Cotino añadió que a uno de los fallecidos, José Villegas, lo conocía mucho y había volado con él.