Vivir

Educación ultima su plan de atención a los niños superdotados de Canarias

Las acciones del Ejecutivo para el sostenimiento de la diversidad en la enseñanza abarcan también proyectos para alumnos conflictivos, que fomentan la convivencia, o de asesoramiento para el aún incipiente choque de culturas que provoca el fenómeno de la inmigración.

EL DÍA, S/C de Tenerife
30/ene/02 20:23 PM
Edición impresa

La Consejería de Educación del Gobierno de Canarias está ultimando el proceso de censado de los niños superdotados del Archipiélago, y en un plazo aproximado de dos semanas podría presentarse el plan definitivo que sobre este tipo de estudiantes prevé el Ejecutivo regional, dentro de sus actuaciones destinadas a la atención a la diversidad, informó a EL DÍA la directora general de Ordenación e Innovación Educativa, Juana del Carmen Alonso.

La directora general señaló que, "hasta ahora, nos hemos ocupado de la adaptación de los curriculum y hemos desarrollado actividades de ampliación en algunos centros en los que el profesorado se implica un poco más con estos pequeños". "Por el momento - prosigue - se realiza el censo de los niños catalogados dentro del grupo de altas capacidades, y nos proponemos establecer la edad de detección en los cuatro años". Alonso considera que este tipo de alumnos "no son niños de laboratorio a los que basta con adelantar de curso", ya que, a pesar de su inteligencia superior, "su madurez puede no serlo tanto, por lo que se trabaja en acciones arregladas al citado fin".

No es la única medida de la Consejería en lo que atañe a la atención a la diversidad, un conjunto de actuaciones amplio y complejo, según la directora general, que trata de dar respuesta o compensar en lo posible las diferencias de sexo, raza y capacidad o condición social de los alumnos que estudian en las escuelas canarias. Así, en el otro extremo, "respecto a los alumnos con necesidades educativas especiales derivadas de déficit, se determina su atención a través de un proceso de evaluación multidisciplinar que analiza al niño y su contexto familiar, y que puede desembocar en el envío del pequeño a cualquiera de los trece centros que existen en Canarias para ellos".

"Para los alumnos con déficit auditivo - explica - existen centros catalogados como de atención preferente, donde tendrán logopedas o intérpretes de signos". Otro tipo de medidas, de carácter extraordinario, se producen en ESO y consisten en talleres de fomento de la autonomía del aprendizaje, "que se desarrollan de forma no permanente desde primero a cuarto, y por los que se trata de que los pequeños potencien sus habilidades y sean protagonista de su propio proceso de aprendizaje. Aquí también se incluyen los alumnos con altas capacidades", añade.

Por otro lado, gracias a los "agrupamientos flexibles", otro grupo de alumnos pueden reunirse para recuperar con un método apropiado aquellos aspectos que lleven atrasados en asignaturas como lengua, matemáticas o inglés".

Estudiantes disruptivos

"Somos pioneros en el estudio de las circunstancias de los alumnos disruptivos - aquellos que no quieren estudiar - , cuyas actuaciones no se ponen en marcha sólo en las zonas más deprimidas de las Islas", dice Juana del Carmen Alonso. "Hemos abierto una vía para atender a esos alumnos, en la que se trabaja profundamente la convivencia y se intentan impulsar, en algunos aspectos, procesos encauzados a la FP", agrega.

Por lo que respecta a las medidas de atención a la inmigración, el Gobierno "ya actúa en las líneas del Plan Canario para la Inmigración y del propio Pacto por la Educación. Dentro de éste, el Plan Sur, de atención al crecimiento, tiene en cuenta este fenómeno", recuerda Alonso, que apunta a Los Cristianos o la Isla de Fuerteventura como dos ejemplos de convivencia con "un alto número de alumnos inmigrantes, y en los que hay que estudiar la formación especial del profesorado. El Gobierno, cuenta en este aspecto, además, con la colaboración de algunas ONG", aseveró. La directora general descartó que el choque de culturas pueda acarrear problemas futuros, por ejemplo, con la enseñanza de religión, punto en el que recuerda el concierto español de la Santa Sede con el Estado para estas enseñanzas. "Si llegase a producirse algún choque - observa, con todo - lo estudiaríamos".