Sucesos
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
CC se reafirma en contra de la política de hacer bloques de partidos leer

Detenidos tres magrebíes acusados de robos en hoteles, chalés y una joyería

Los arrestados, de nacionalidad francesa, actuaban preferentemente en el Sur de Tenerife, donde se apoderaron de joyas por valor de 750 mil euros. Fueron capturados cuando trataban de enviar el dinero a Francia y Alicante a través de una agencia.

EL DÍA, S/C de Tenerife
7/feb/02 9:33 AM
Edición impresa

Tres franceses de origen magrebí que llegaron a robar una joyería en Las Américas, de donde sustrajeron joyas y relojes de las marcas Audeerms, Viguet, Iwcbreguet y Vacheron Constantin, entre otros, por valor de 750 mil euros (unos 125 millones de pesetas), hecho adelantado por EL DÍA el 15 de noviembre pasado, fueron detenidos por el Cuerpo Nacional de Policía.

El arresto se produjo el 30 de enero y los reseñados fueron identificados como T.V., de 29 años de edad, cabecilla del grupo; A.S., de 34, y Y.Y., de 29, que quedaron acusados de cinco robos con fuerza cometidos en dos hoteles, chalés y establecimientos del Sur de Tenerife en los últimos meses.

Los tres fueron apresados en el momento en que pretendían enviar una importante cantidad de dinero a Francia y Alicante, a través de una agencia internacional y que fue obtenido de los distintos robos cometidos, interviniéndoseles en el momento de su apresamiento 3.930 euros, documentación falsa, dos esprays de defensa, cheques de viaje robados, así como distintos útiles para la comisión de robos tales como destornilladores y un mazo.

El principal robo fue cometido sobre las siete de la mañana del domingo 7 de noviembre en una joyería sita en el complejo Fañabé, en Torviscas. El "modus operandi" consistió en lanzar un turismo, un Nissan Sunny con matrícula TF - 1971 - AU de color rojo, que supuestamente sustrajeron a una pareja de ciudadanos rusos sordomudos, contra la puerta de acceso y en menos de cinco minutos los autores sustrajeron todo cuanto hallaron en los expositores, para, a continuación, huir. Al oír el ruido de la rotura de cristales y la puerta que saltaba reventada, una empleada del Centro Comercial Lagos de Fañabé se aproximó y fue intimidada por uno de los asaltantes, que aunque hablaba en árabe con los otros, en perfecto castellanó le espetó: "Tú ¿qué miras?, métete para dentro".

Los propietarios del establecimiento de origen hindú ofrecieron una jugosa recompensa económica a quien pudiera aportar una pista fiable que permitiese la detención de los reseñados.