Sucesos

Varios heridos del accidente del jet - foil sufren lesiones graves

El jefe de Traumatología del Hospital Doctor Negrín y el jefe de la unidad de Columna resaltaron la gravedad de las lesiones de tres de los pacientes atendidos. El total de heridos era, en principio, de 52.

EFE/EL DÍA, Las Palmas/Tenerife
12/feb/02 9:33 AM
Edición impresa

Varios de los heridos graves en el accidente registrado el pasado domingo en el jet - foil que une Las Palmas de Gran Canaria con Santa Cruz de Tenerife sufren lesiones lumbares de gravedad, algunas de las cuales pueden ser irreversibles, afirmaron los médicos que los atienden.

En el Hospital Universitario Insular de Gran Canaria permanece ingresado otro paciente con lesiones de médula graves, mientras que el resto de los heridos atendidos en este centro han sido dados de alta, dijo la directora del centro, Isabel de Miguel.

Mhaidli afirmó que uno de los ingresados, una mujer de 52 años, sufre una lesión "que puede ser irreversible" y destacó lo "sorprendente que resulta que haya tantas lesiones de columna en un accidente determinado, parece que tienen un factor en común, que estaban sentados todos con un cinturón que impide que el cuerpo vaya hacia delante pero no evita que flexione", como los utilizados en los aviones.

Ante un frenazo brusco, explicó, el cuerpo se desplaza hacia adelante con violencia y la vértebra donde se produce la flexión se rompe y puede dañarse la médula.

El especialista médico indicó que el cinturón de seguridad con que cuenta el jet - foil de Trasmediterránea ha salvado gran número de vidas, pues de no haber existido, "estaríamos hablando de muchos fallecidos".

Por su parte, el director de la compañía Trasmediterránea en Canarias, Luis Soria, indicó que la naviera analizará el accidente y tratará de mejorar las condiciones de seguridad, aunque aún es pronto para avanzar si se cambiarán los cinturones por unos que sujeten el tronco, como los de los automóviles, en lugar del actualmente utilizado, que rodea la cintura.

El Hospital Doctor Negrín de Gran Canaria atendió desde el accidente a un total nueve pacientes, cuatro de los cuales permanecen ingresados, mientras que los otros fueron dados de alta.

En el centro hospitalario se encuentra una mujer de 78 años, que sufrió fracturas abiertas en ambos tobillos de carácter grave y ya fue operada y, salvo complicaciones, se espera que evolucione bien.

También permanecía ingresado en este hospital un hombre con fractura de cúbito y radio que ha sido trasladado a la clínica Perpetuo Socorro de la capital grancanaria.

En el Hospital Universitario Materno Infantil fueron ingresados dos menores, uno de ellos con contusiones leves y otro con traumatismo craneal leve, que ya han sido dados de alta.

En el Hospital Insular fueron atendidos ocho heridos, seis con lesiones leves y ya dados de alta, uno con fractura de cadera trasladado a otro centro y el que permanece en el centro está grave.