Tenerife
LO ÚLTIMO:
Varios civiles y al menos cuatro terroristas muertos en un ataque durante un desfile militar en Irán leer

Suspensión temporal del Consulado de Italia en la provincia tinerfeña

Los alrededor de nueve mil italianos residentes en Santa Cruz de Tenerife tendrán que dirigirse a las oficinas de Madrid o Las Palmas para resolver sus asuntos burocráticos, a causa de la dimisión del que hasta ahora era su cónsul honorífico, Juan José García-Sanjuán.

EL DÍA, S/C de Tenerife
14/feb/02 12:00 PM
Edición impresa

La colonia italiana residente en Tenerife, cifrada en la actualidad en unas nueve mil personas, tendrá que acudir a Las Palmas o a Madrid, al menos durante los próximos seis meses, para realizar cualquier trámite con su Gobierno a causa del cierre temporal de las oficinas consulares del país transalpino en Tenerife.

Así lo comunicó ayer el cónsul general de Italia en España, Fabrizio de Agostini, mediante una nota en la que justifica el cierre temporal de las oficinas de Tenerife por la reciente dimisión del que venía ocupando el cargo de forma honorífica, Juan Jesús García-Sanjuán. EL DÍA trató de contactar con el cónsul general, sin conseguirlo.

Al parecer, la inexistencia en estos momentos de otro candidato que tenga las cualidades necesarias para sustituir a García-Sanjuán ha recomendado el cierre consular - ejecutado el pasado 31 de enero - hasta que el Ministerio de Asuntos Exteriores italiano encuentre una solución satisfactoria.

Los motivos del abandono son, según el comunicado, "algunas discutibles iniciativas con las que él no estaba de acuerdo, como la gran mayoría de los italianos residentes en la Isla".

Puestos en contacto con el ya ex cónsul italiano en Santa Cruz de Tenerife, este periódico pudo confirmar con García-Sanjuán que "hay una veintena de italianos de Puerto de la Cruz que está tratando de forzar la creación de un consulado profesional, pero con la salvedad de que quieren hacerlo a la medida de sus intereses".

Colonia en aumento

No obstante, tras la marcha de García-Sanjuán está fundamentalmente el hecho de que "ya no basta una representación honorífica en una Isla que en los cuatro años que llevo en el cargo ha pasado de dar cobertura a 1.800 italianos a los más de nueve mil que residen en la actualidad en Tenerife, sin contar con la creciente afluencia de turistas y estudiantes", según dijo.

Desde Madrid, donde hoy tiene previsto entrevistarse con el embajador, García-Sanjuán dijo que desde hace seis meses ha venido demandando al Gobierno italiano el nombramiento de un cónsul de carrera para Canarias, con sede en Tenerife.

"Con la cantidad de expedientes que se tramitan, no basta con un cónsul honorario. El año pasado fue el segundo consulado de Italia en volumen de asuntos tramitados en España. Quizás con mi dimisión, el Ministerio acabe abriendo unas oficinas adecuadas y con un cónsul de carrera al frente", concluyó.