La Laguna
LO ÚLTIMO:
Vuelca un coche en la TF-1, cerca de Abades, y su conductora resulta herida leer

El Pleno aprueba el Presupuesto para 2002 con el voto en contra del PSOE

La oposición lo calificó de "no creíble", mientras que el grupo de gobierno remarcó su "amplio carácter social, que atiende las demandas de los ciudadanos". Tras el debate político se dio el visto bueno a una partida de 143,4 millones de euros para el presente ejercicio.

EL DÍA, La Laguna
23/feb/02 14:08 PM
Edición impresa
EL DÍA, La Laguna Apenas hubo expectación con el pleno en el que se iba a analizar el Presupuesto General de 2002, a juzgar por el casi vacío en los bancos del Salón Noble destinados para el público. Salvo el pulso dialéctico y político mantenido por Gustavo Matos (PSC) y José Miguel González (CC), poco más transcendió de una sesión que no pasará a los anales de la historia municipal.
También se aprobó ayer la propuesta de Ana Oramas sobre la decisión de la Corporación de no interponer recurso a la sentencia del TSJC de anulación del convenio urbanístico en Montaña Pacho entre la empresa Cointe y el Ayuntamiento, punto en el que el portavoz del PSOE, Santiago Pérez, efectuó la valoración de los socialistas.
Asimismo, se dio visto bueno al expediente de modificación de revisión parcial del PGOU en las zonas de Vistabella, Ofra y el Hospital Universitario, así como de La Candelaria y Salud Alto.
El responsable de Hacienda, Arquímedes Jiménez, presentó la memoria explicativa de los dineros que manejará la Corporación lagunera a lo largo de 2002. En todo momento, se manejaron cifras en euros y sus correspondencias en pesetas para hacer más entendibles las partidas y la lógica adaptación a la nueva moneda.
Jiménez aportó algunas cifras extraídas de dicha memoria, de un presupuesto consolidado que asciende a 143.442.865,11 euros (24 mil millones de pesetas).
Tras la lectura, el edil Manuel Caballero esbozó las "líneas maestras" del Plan de Inversiones, con unos 43 millones de euros (más de 7 mil millones de pesetas) para este ejercicio. Caballero resaltó "novedades" como el Urban y convenios incluidos en el Plan La Cuesta - Taco o proyectos de saneamiento del municipio, sin olvidar equipamientos para mayores e infancia, plan de piscinas, mantenimiento y remates en la estructura viaria de los barrios, etc.
El edil consideró que se ha estructurado un plan "continuista y de consolidación para atender al amplio abanico de necesidades y demandas de los ciudadanos".
En tercer lugar, el concejal José Miguel González llevó a cabo un desglose de partidas y diversas referencias (Urban, modernización administrativa, patrimonio, actividades extraescolares, mujer...) y "cuestiones llamativas". Hizo hincapié, además, en las partidas para luchar contra la marginación social.
"Foto fija" En su turno, Gustavo Matos fue tajante desde la primera frase: "La intervención para defender este presupuesto es inaudita: con tono mortecino y carente de toda ilusión. A veces la actitud dice más que las acciones". "Ustedes nos dan una foto fija que luego cambia al cierre del año; en 2001 quedó un remanente de más de 9 mil millones)". El edil socialista profundizó en la línea y evolución de los ejercicios durante el mandato de Oramas y barajó las razones en contra del presupuesto: "No se lo creen ni ustedes mismos; a CC hace tiempo que se le apagaron las luces". "Es triste que Fiestas se equipare a Servicios Sociales o que no se efectúe una rebaja fiscal".
En su contestación, González rebatió punto por punto a Matos: "Tenemos ilusión y mucha. No dé datos erróneos y mensajes falsos a los ciudadanos, porque, por ejemplo, el remanente es hoy de 1.164 millones de pesetas. De nuestra credibilidad darán su opinión al final los ciudadanos". "¿No es gasto social - prosiguió - la educación, la vivienda, el empleo o la cultura? ¿Habla usted de tortura fiscal? El objetivo era antes sanear; ahora es buscar recursos para mejorar las infraestructuras y atender las demandas de los ciudadanos para elevar su calidad de vida".