Actualidad

González destituye al alto cargo que aireó las irregularidades del "caso Jinámar"

El titular de Política Territorial presentó ayer el cese de Ruperto Matas. El Ejecutivo vio también la sustitución del viceconsejero de Innovación Tecnológica, Rosendo Reboso.

EL DÍA, S/C de Tenerife
26/feb/02 21:36 PM
Edición impresa

El consejero de Política Territorial y Medio Ambiente ha destituido al secretario general técnico de la Consejería, Ruperto Matas, encargado de elaborar en junio del pasado año el informe donde se solicitaba la revisión de oficio del expediente del Plan Especial del Parque Marítimo de Jinámar.

González presentó ayer, sin dar razones, el cese de Matas ante el Consejo de Gobierno, reunido en Las Palmas de Gran Canaria.

El portavoz del Ejecutivo Autónomo, Pedro Quevedo, informó en rueda de Prensa, antes de culminar la reunión, del cese también del viceconsejero de Innovación Tecnológica, Rosendo Reboso, que será sustituido por el actual director general de Industria, Wenceslao Berriel.

El cese del secretario general técnico de Política Territorial viene precedido de la polémica por el denominado "caso Jinámar".

Discrepancias

Matas fue el que descubrió las supuestas irregularidades en el procedimiento del desarrollo del Plan Especial (la cesión indebida de unas parcelas de la Comunidad Autónoma al promotor), lo que motivó que el consejero Fernando González presentará, en octubre del pasado año, una denuncia en la Fiscalía Anticorrupción contra su antecesor en el cargo, Tomás Van de Walle.

Una semana antes de su destitución, Matas ratificó junto con González ante el fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC), Juan Guerra, las denuncias por malversación de fondos públicos, fraude y falsificación de documentos.

En esa comparecencia se puso en evidencia las discrepancias existentes entre ambos responsables políticos, pertenecientes a Iniciativa Canaria (Ican). Mientras el secretario general técnico se mostraba más circunspecto y no daba su brazo a torcer respecto a la necesidad de ahondar en los aspectos judiciales del "caso Jinámar", el consejero estaba más preocupado en cerrar un acuerdo negociado con las partes implicadas (Promociones Hornera, Gobierno y los ayuntamientos de Las Palmas de Gran Canaria y Telde).

La "cabeza" de Ruperto Matas fue solicitada, además, por el Grupo Parlamentario del Partido Popular, cuando se debatió en la Cámara regional la creación de una comisión de investigación sobre el "caso Jinámar".

A Matas lo sustituye en su cargo en la Secretaría General Técnica Pilar Herrera Rodríguez.