La Laguna

Contratos y seguridad ciudadana provocaron "marejadilla" en el pleno

El PSC insistió sobre irregularidades en varios expedientes relativos a pagos a empresas, mientras que el socialista Javier Abreu invitó al edil de Policía a renunciar al frente del área. "Me iré a casa cuando me dé la gana", replicó Antonio Hernández.

EL DÍA, La Laguna
9/mar/02 14:08 PM
Edición impresa
Con escaso público en los bancos, la "marea de fondo" se encrespó a las primeras de cambio con el análisis socialista a "las prácticas de contrataciones con empresas que vulneran los procedimientos administrativos". El posterior y largo pulso dialéctico, en el que estuvo especialmente activo el concejal de Cultura y Deportes y portavoz del PP, Juan Martínez Torvisco, se mantuvo luego cuando se abordaron la novena modificación presupuestaria a cargo del remanente líquido de Tesorería, el proyecto de reorganización de la Policía Local y el Tráfico en la ciudad presentado por el Grupo Socialista o la propuesta de Teófilo González para la creación de un centro de alto rendimiento en las instalaciones deportivas de La Manzanilla (ésta rechazada).
Seis fueron los expedientes aprobados (14 votos a favor y 12 en contra) de reconocimiento extrajudicial de crédito de las propuestas de gastos para pagos a contrataciones con empresas, todos de la sección de Cultura y Educación.
El socialista Gustavo Matos, que anunció el voto en contra y la posibilidad de acudir a la juridicción contencioso - administrativa si se aprobaban, se extendió con "algo que ya nuestra formación había sacado a la luz con la firma de decretos en los que se detectaron reparos de forma. Son a dedo y por cantidades descomunales, utilizando la figura de la contratación menor y el fraccionamiento; además, esas empresas ofrecen servicios para las que no están dadas de alta".
"Hoy vienen al pleno autorizaciones en las que se mantiene esta mecánica, con irregularidades que pueden llevar a la nulidad absoluta. Al ciudadano le puede parecer que es un asunto técnico y de los políticos: nada más lejos de la realidad", añadió Matos.
Oramas aclaró que los decretos eran de la misma época de los aludidos y que en su momento requirió el correspondiente informe: "La valoración del secretario es importante, seria y avalada. En este sentido, la actividad está realizada, acreditada y reconocida, y procede el pago de la misma".
Por alusiones, Juan Torvisco contestó ampliamente a Matos, "pues parece que soy el único blanco de las críticas y en este equipo soy a la vez portero, defensa y el que mete los goles". Calificó la intervención del representante socialista como "tortura para los oídos, sin capacidad de síntesis y con estilo
circular de conceptos repetidos. No he escuchado la palabra presunción, por lo que su lenguaje es capcioso, tendencioso y prejuicial: no hemos matado a nadie y el procedimiento no es ilegal, busca tan sólo agilidad". Torvisco, que defendió el hecho de que "se ha tratado de incentivar a empresas del municipio", dijo que los plenos se están convirtiendo "en el circo romano para ver qué gladiadores se llevan más golpes".
Tajante fue el jefe de la oposición, Santiago Pérez: "Voy a hablar en serio, en contraste con su charlatanería (dirigiéndose a Torvisco)". Se está efectuando un fraude por goteo. ¿Qué multinacional es ésta que hace de todo? Usted está haciendo valer el voto número 14".
En el primer receso, el empresario Julio Torres, que se sintió aludido en la exposición de Pérez, expresó a los periodistas su malestar porque "las empresas tienen derecho al respeto y no se puede sesgar la información. Puede hablar como quiera a los políticos pero no a los ciudadanos; tiene que actuar con cordura y talante diferente. Yo llevo con seriedad mi empresa, con 22 años de trayectoria".
"Más agentes en la calle" Después de otros avatares plenarios surgió otro instante de acaloramiento, con la discusión sobre la actual percepción de la seguridad por parte de los ciudadanos, con el socialista Javier Abreu, el concejal de Policía, Antonio Hernández; Oramas y Juan Torvisco como principales protagonistas. Miguel Suárez, en representación de la Asociación del Casco y policía de profesión, efectuó una serena y pausada exposición de "la realidad palpable de las carencias que padece el Cuerpo de la Policía Local". Recalcó que "es urgente la optimización de los recursos: por ejemplo, hay 40 efectivos en oficinas y se necesitan en la calle, así como más proximidad con los vecinos".