Tenerife Sur

Granadilla aborda la problemática juvenil con dos planes municipales

La drogadicción y la educación afectivo-social son los aspectos que abordarán las propuestas que formula el área de Acción Social. Para ello, implica a diversos colectivos de la localidad.

EL DÍA, Granadilla de Abona
10/mar/02 19:05 PM
Edición impresa
EL DÍA, Granadilla de Abona

La aplicación de dos planes municipales permitirá profundizar en la problemática existente en materia de drogadicción en Granadilla de Abona, así como avanzar en la educación afectiva y sexual de los jóvenes. Así lo anuncia el concejal de Acción Social, Alfonso Delgado, quien explica que dicho departamento asumirá un papel coordinador y dinamizador "al estar implicados en la elaboración y desarrollo de dichos planes diversos entes públicos y privados".

Este planteamiento lo formula el Ayuntamiento granadillero al producirse un cambio en la aplicación de determinadas medidas sociales, propiciando con ello "acciones integrales que racionalizan y hacen posible la prestación de los servicios correspondientes".

Para optimizar los resultados, Alfonso Delgado explica que se ha optado por implicar en la planificación y desarrollo de las actuaciones "al conjunto de los sistemas de protección social que así lo han asumido".

Cauces de participación

La Concejalía de Acción Social de la Corporación Municipal granadillera incluye estas iniciativas en "el compromiso que adquirimos de mejorar los cauces de participación de las distintas entidades y entes sociales" en la vida municipal.

El grupo de gobierno espera que con la aplicación de los planes municipales sobre drogadicción y educación afectivo-sexual se obtengan "resultados que permitan establecer otros hábitos en nuestra sociedad e informar adecuadamente a los destinatarios de ambas propuestas".

La Comisión Municipal de Atención Integral del Menor es el embrión de este proceso. Creada en 1997, en ella tomaron parte representantes de tres sectores fundamentales de la sociedad granadillera, como la educación, sanidad y los servicios sociales, por lo que las expectativas de éxito parecen claras, según apuntan.