Canarias
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
La pensión media crece un 3,4% en Canarias en septiembre y se sitúa en 878,76 euros leer

CC mantiene sus reparos al nuevo modelo de los Servicios de Inteligencia

El diputado nacionalista Luis Mardones advierte de que el apoyo de Coalición Canaria a la propuesta del Gobierno no significa que su formación haya quedado satisfecha.

EL DÍA, S/C de Tenerife
11/mar/02 16:26 PM
Edición impresa

El diputado nacional de Coalición Canaria por la provincia de Santa Cruz de Tenerife y portavoz de esta formación en la comisión de Defensa de la Cámara Baja, Luis Mardones, considera que el nuevo modelo de los Servicios de Inteligencia del Estado "tiene bastantes peros" y que está en manos de los profesionales que desarrollan esta labor que cumpla con sus funciones sin saltarse las garantías constitucionales de los ciudadanos.

En declaraciones a EL DÍA, Luis Mardones señaló que el apoyo de CC a la propuesta del Gobierno Central hay que enmarcarlo dentro del pacto suscrito con el Partido Popular, pues su formación aún mantiene algunos reparos.

Hay que recordar que CC se abstuvo cuando el nuevo modelo pasó por la comisión del Congreso de los Diputados, porque todavía estaban pendientes de negociar las enmiendas que la organización nacionalista había presentado al texto preparado por el Ejecutivo.

Sin embargo, a la hora de ser votado en el pleno de la Cámara, Coalición Canaria se posicionó a favor del documento del Gobierno.

Mardones explicó que este cambio de actitud se debe a que fueron admitidas seis enmiendas de CC y al pacto que mantienen con el PP.

También indicó que el resto de las enmiendas se mantuvieron, aunque a la hora de ser votadas fueron rechazadas por populares y socialistas.

El diputado nacionalista indicó que aunque el nuevo modelo es mejor que el actual y garantiza los derechos constitucionales "en un grado bueno", sin embargo, "se aparta" de los que en estos momentos rigen en los países occidentales de nuestro entorno.

Homologarse con Europa

En concreto, Luis Mardones indicó que en los países occidentales, al contrario de lo que sucede en España, sólo depende del Ministerio de Defensa el servicio de inteligencia militar, mientras que el resto de los cometidos (inteligencia exterior e interior, por ejemplo) son competencia de Asuntos Exteriores e Interior.

A su juicio, España debería homologar sus servicios de inteligencia al del resto de los países de la UE.

Mardones también apuntó que el Gobierno Central deberá sacar, en un plazo prudente, una ley de secretos oficiales y regular la clasificación de documentos, lo que evitaría que se produjeran arbitrariedades en esta materia.