Canarias

Adán Martín afirma que ha llegado el momento de que Rajoy responda

La situación de inseguridad que padecen las Islas "no se puede alargar más", dice el vicepresidente, para quien la reunión de hoy debe saldarse con "compromisos concretos".

EL DÍA, S/C de Tenerife
21/mar/02 16:26 PM
Edición impresa

El argumento de partida que expondrán los dirigentes de Coalición Canaria en la reunión a la que acuden hoy, en Madrid, con el ministro del Interior, Mariano Rajoy, está centrado en la idea de que el Estado debe invertir en la seguridad de Canarias.

Así lo explicó a EL DÍA Adán Martín, vicepresidente y consejero de Economía, Hacienda y Comercio del Gobierno Canario, quien admitió que, hasta ahora, las respuestas del Gobierno central en relación con las demandas planteadas por el Ejecutivo Autónomo han tenido una escasa, por no decir nula, materialización real.

No en vano, este encuentro es continuación del celebrado en el mes de octubre. Entonces, CC ya había solicitado al Partido Popular que dotara de más recursos humanos y materiales a las Islas, tomando como indicador el aumento de la delincuencia.

Rajoy se comprometió a analizar la situación y, con los datos en la mano, planificar una serie de actuaciones a medio, corto y largo plazos en el Archipiélago.

Por eso, Martín considera que el objetivo prioritario de esta reunión debe ser conseguir por parte del Estado "compromisos concretos", tanto en lo que se refiere a la naturaleza y número de las dotaciones policiales, como en los plazos. "Tenemos que saber cuándo vamos a conseguir esos recursos que necesitamos".

Y es que, en opinión del vicepresidente, ha llegado el momento de hablar con claridad: "Lo que no se puede hacer es alargar la situación por más tiempo, en base a que hay dificultades, y no saber, ni siquiera especificar, cuándo se va a poner solución al problema de la seguridad. Ahora le toca responder al Ministerio de Interior".

No obstante, esta afirmación no supone una posición de enfrentamiento: "La solución no está en la confrontación con el Estado, sino en trabajar, hacerlo con firmeza, definiendo responsabilidades, tareas y compromisos".

Adán Martín ilustró su planteamiento con una reflexión: "Cuando se tiene la fuerza de la razón hay que convencer con argumentos y, después, saber exigir".

Desde esa postura de comprensión y acercamiento entiende que "se consiguen más cosas" y espera que, en la misma medida, Mariano Rajoy "sea comprensible con las demandas canarias y, además, ponga su mejor talante en las conversaciones".

Desde la condición de partida, que "tienen que ser hechos posibles, porque si no no se van a cumplir.

Marco presupuestario

Con todo, los recursos hay que trabajarlos en clave de marcos presupuestarios y reconociendo los límites que imponen los dineros, Adán Martín sí señaló que "en estos momentos, en España estamos metidos en una Ley de Estabilidad que nos procura la posibilidad de planificar, con una relativa facilidad, cuáles serán nuestros ingresos durante los próximos años".

Además, explicó el vicepresidente del Gobierno canario, que "la doble insularidad y el hecho de ser un territorio fronterizo son factores que marcan claramente la necesidad de cumplir los objetivos en el plazo más corto posible".

Son precisamente esas circunstancias, derivadas de la condición de territorio insular, las que representan, en palabras de Adán Martín, un "gravamen" a la hora de establecer los dispositivos de seguridad. "La movilidad de los recursos es más compleja en un territorio fragmentado, como el nuestro, que en el continente", y esa realidad también provoca que cada isla presente "problemas diferentes", concluyó.

Oportunidad única

De otra parte, el consejero del Partido Socialista en el Cabildo de Tenerife, Domingo Medina, consideró que este encuentro representa "una oportunidad única" para intentar paliar el déficit de efectivos policiales que padece Tenerife.

Medina entiende que es precisamente ahora, a escasos días para que una nueva promoción de la Policía Nacional jure sus cargos, cuando los nacionalistas deben obtener "esos 425 agentes de la Policía Nacional" que, en opinión de el Grupo Socialista, resultan "imprescindibles" para equilibrar los recursos de seguridad en la Isla.

"Otra cosa bien distinta" - comentó el consejero - es que no se consigan esos efectivos, con lo que deberemos aguardar dos años más hasta que salga una nueva promoción", explicó Medina.