Vivir
LO ÚLTIMO:
El Primer ministro socialdemócrata pierde la moción de censura en Parlamento sueco leer

Interior dice que ya ha gastado 6 meuros en proteger las fronteras del Archipiélago

El Ministerio ha decidido instalar de forma permanente dos estaciones sensoras de radar de visión diurna y nocturna en Fuerteventura y otra móvil en Lanzarote. Mientras tanto, ayer llegaron a las costas majoreras otros sesenta inmigrantes irregulares.

EFE, Las Palmas
21/mar/02 22:02 PM
Edición impresa

El Ministerio del Interior ha invertido más de seis millones de euros en la compra de nuevas dotaciones para la vigilancia de fronteras en las islas de Lanzarote y Fuerteventura, informó ayer la Delegación del Gobierno en Canarias en un comunicado.

Estas dos Islas cuentan hace tres meses, período en el que han estado en funcionamiento de manera experimental, con tres estaciones sensoras de radar de visión diurna y nocturna. Una vez comprobado su éxito, el Ministerio del Interior ha decidido instalar de forma permanente dos en Fuerteventura y otra móvil en Lanzarote.

Además, la Delegación del Gobierno en Canarias informó de la entrada en servicio de un nuevo helicóptero para la Guardia Civil equipado para la vigilancia sobre el mar, cuyo coste asciende a un millón de euros.

La Benemérita en estas dos Islas, a las que llegan los inmigrantes irregulares africanos que son detenidos en Canarias, contará también con dos sensores de visión diurna y nocturna que serán instalados en las patrulleras del servicio marítimo del cuerpo, con cuatro motos de cuatro y seis ruedas, varios equipos para patrullas fiscales territoriales, un "radomóvil" y tres cámaras térmicas, agregaron las fuentes.

Mientras tanto, un total de sesenta inmigrantes irregulares entre los que se encuentran tres patrones llegaron ayer a la isla de Fuerteventura procedentes de las costas africanas.

Los últimos de ellos lo hicieron en una patera que arribó por la tarde a la playa de Los Pajaritos, con doce varones subsaharianos y cinco marroquíes a bordo.

Otras dos embarcaciones, con cuarenta inmigrantes en total habían sido interceptadas en alta mar por agentes de la Guardia Civil cuando se aproximaban al faro de La Entallada, en el municipio de Tuineje, durante la madrugada.