Islas

Los tomateros pretenden finiquitar en julio los daños del virus de la cuchara

Representantes de las cooperativas productoras de tomate grancanarias acordaron ayer, con el Cabildo y los alcaldes de la Isla, constituir una comisión para hacer posible que los agricultores reciban a principios del verano las indemnizaciones prometidas.

EFE, Las Palmas
27/mar/02 22:08 PM
Edición impresa

Representantes de las cooperativas productoras de tomate de Gran Canaria, del Cabildo y alcaldes de la isla acordaron ayer crear una comisión para hacer posible que las indemnizaciones que percibirán los agricultores por los daños causados por el virus de la cuchara se reciban en julio.

En la comisión estará también la Coag y la Federación de Exportadores de Productos Hortofrutícolas de Las Palmas y se invitará a formar parte de la misma al director general de Desarrollo Agrario del Gobierno Canario, Antonio Ortega, así como al Ministerio de Agricultura, a través de la Delegación del Gobierno en Canarias.

Según informó el consejero insular de Agricultura y Desarrollo Rural del Cabildo, Francisco Sánchez Robaina, el objetivo de la comisión será "controlar y vigilar el reparto de las ayudas prometidas por el Gobierno central y regional para que no se retrasen y así evitar males mayores a los agricultores".

Sánchez Robaina recordó que los agricultores necesitan de estas ayudas para poder hacer frente a los créditos que precisarán para preparar la siguiente zafra.

Incremento de personal

La comisión, además, exigirá al Ministerio que incremente el personal y los medios materiales para hacer efectivos los controles fitosanitarios en los puertos y aeropuertos de las Islas, indicó Sánchez, quien recalcó que el virus de la cuchara penetró en el Archipiélago precisamente por la entrada de productos contaminados.

La presidenta del Cabildo, María Eugenia Márquez, el vicepresidente primero, Carmelo Ramírez, el consejero insular de Agricultura y Desarrollo Rural, Francisco Sánchez Robaina, y los alcaldes de Santa Lucía de Tirajana, Agüimes y San Nicolás de Tolentino asistieron a la reunión.

Por otra parte, la corporación insular destinará 210.354,24 euros (35 millones de pesetas, de los 50 que tiene presupuestos este año para hacer frente a plagas) para tratar de luchar contra el citado virus, que ha afectado a unos seis mil bultos de la presente zafra. Así mismo, aportará 90.151,82 euros (15 millones de pesetas) para subvencionar las primas de los seguros agrarios de los agricultores, entre otras medidas que impulsará para hacer frente a la crisis que afecta al sector del tomate, explicó Sánchez Robaina.

Otras especies

El virus del rizado amarillo del tomate, conocido popularmente en Canarias como "virus de la cuchara", únicamente causa enfermedad en cultivos de tomates, convirtiéndose éste en su principal reservorio, aunque la virosis también puede permanecer en otras especies como: judía, hierba mora o tomatillo, y a otras solanáceas.

:INFORMACIÓN EN PÁG. 47