Sucesos

Garzón desarticula una organización mafiosa que operaba en Las Américas

En la operación se detuvieron cinco personas, dos británicos, un libanés, un argelino y un español, dos de ellos reincidentes. Los agentes llevaron a cabo seis registros que permitieron comprobar que la red era la principal accionista de un canal de televisión en Francia.

EL DÍA, S/C de Tenerife
11/abr/02 9:36 AM
Edición impresa

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía de la Comisaría General de Policía Judicial y de la Jefatura Superior de Canarias, Madrid y Málaga, en colaboración con las policías británica y portuguesa, dieron ayer por desarticulada la organización delictiva más importante del Archipiélago Canario, que operaba en Playa de las Américas y con conexiones a nivel internacional y cuyos beneficios ilícitos obtenidos en los últimos años superan los 100 millones de euros.

Esta segunda fase de la "operación Cedro", iniciada en noviembre de 2001, culminó con la detención de cinco individuos identificados como Sara L.H., argelina, arrestada con anterioridad; Denis O.J., británico; Lisa J., de la misma nacionalidad que el anterior; Benigno M.C., ex policía nacional y que ya había sido detenido la vez anterior y se encontraba en libertad, y Abdallá A.F., libanés, los cuales serán trasladados en las próximas horas en un avión militar para ser presentados ante el titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional que dirige Baltasar Garzón y el fiscal Enrique Molina, para ser interrogados por su presunta relación con el libanés Mohamed Derbah, supuesto director ejecutivo de la red y en prisión desde noviembre de 2001.

Cadena de televisión

La Policía Nacional llevó a cabo seis registros domiciliarios, cuatro en viviendas particulares y dos en empresas, que habían reiniciado sus ilícitas actividades en Santa Cruz de Tenerife, incautándose de numerosa documentación relacionada con sus prácticas criminales, así como armas de fogueo y diversa munición.

Las investigaciones policiales han permitido, asimismo, poner al descubierto el aparato financiero de la red, lo que ha permitido bloquear más de un centenar de cuentas bancarias y de una veintena de sociedades instrumentales, radicadas en España y en diferentes paraísos fiscales.

La red disponía de su propia compañía de aviación, con personal ucraniano y se había constituido en la principal accionista de una cadena de televisión en Francia. Los componentes de la red poseían numerosas propiedades inmobiliarias, además de un centenar de vehículos de lujo.

Los beneficios ilícitos obtenidos durante los últimos años superan los 100 millones de euros, estimándose unas 50 mil personas el número de víctimas estafadas con la venta de multipropiedades inexistentes en su mayoría, a ciudadanos procedentes de Inglaterra, Francia, Bélgica, Alemania, Italia, Suecia, Suiza, Irlanda y Dinamarca.

"Protección a industriales

Los agentes encargados de la investigación tratan ahora de cuantificar el número de industriales canarios del sector del ocio y el turismo que han sido coaccionados a pagar alrededor de 3 mil euros (medio millón de pesetas) semanales en concepto de protección.

Para poder desarrollar estas acciones delictivas se rodeó de un grupo de matones que dificultaban de manera permanente el desarrollo de sus negocios, a quienes exigían el pago de un impuesto en concepto de protección.

También tenía, además, una compleja red de colaboradores, que se encargaban de la falsificación de tarjetas de crédito, blanqueo de capitales y otros negocios.