Actualidad

Francia frena a Le Pen

Con un récord de participación, los franceses acabaron ayer con las esperanzas de la ultraderecha, cuyo líder no llegó al 20% de los votos. Por su parte, Jacques Chirac fue reelegido con el 81,54% de los sufragios, el mayor apoyo obtenido en una segunda vuelta.

6/may/02 23:20 PM
Edición impresa

CHIRAC

"He comprendido

el mensaje"

El presidente de la República Francesa, el neogaullista Jacques Chirac, reelegido gracias a la unidad de la derecha y la izquierda, aseguró ayer que "ha comprendido" el mensaje de los franceses y prometió que su nuevo mandato estará al servicio "de todos". "Os he escuchado, os he comprendido", aseguró Chirac en un mensaje radiotelevisado nada más conocer los primeros sondeos

al cierre de los colegios, recordando así las míticas palabras del general Charles de Gaulle en Argelia.

Así, el presidente se comprometió a respetar "el espíritu" de unidad que le ha permitido este domingo la victoria. Asimismo, al haber sido la inseguridad ciudadana la punta de lanza de la campaña que llevó al ultraderechista Jean-Marie Le Pen a disputarle esta segunda vuelta, Chirac anunció que "la seguridad será una prioridad", aunque siempre partiendo de la base del rechazo de la discriminación, y en general de los principios de los "valores de la República": "libertad, igualdad, fraternidad". "Francia ha reafirmado su compromiso con los valores de la República", aseguró en su discurso, desde el cuartel general de su campaña, donde se vivió la victoria.

EFE, París

Jacques Chirac fue reelegido ayer presidente de la V República con el abrumador apoyo del 81,54 por ciento de los franceses. Rozando la mitad de los votos escrutados, el candidato neogaullista había obtenido dicho porcentaje de los votos, mientras su rival, el ultraderechista Jean Marie Le Pen, únicamente había logrado el 18,46 por ciento.

La abstención osciló entre un 20,6 y un 19,5 por ciento, según las estimaciones, mientras que había sido de un 28,4 por ciento en la primera ronda, un récord para una primera vuelta presidencial.

El duelo histórico fue precedido por una amplia movilización de la población, que culminó en las manifestaciones masivas del primero de mayo impulsadas por los partidos democráticos de izquierdas, para "bloquear" a la ultraderecha y convertir la segunda vuelta en un "referéndum por la República".

En la primera ronda, en la que concurrieron un récord de 16 candidatos, Chirac había obtenido tan sólo el 19,88% de los votos, la cota más baja de un presidente saliente en la V República.

Era la primera vez que un candidato ultraderechista llegaba al duelo final por el Elíseo en la historia de la V República: Le Pen eliminó al primer ministro saliente y candidato socialista, Lionel Jospin, en la primera vuelta del pasado día 21.

En ellas, Le Pen había cosechado el 16,86 por ciento de los sufragios, apenas 0,7 puntos más que Jospin.

Fiel a sus valores

Francia "está de pie, fiel a sus valores, fuerte y unida", destacó el presidente francés, el neogaullista Jacques Chirac, recién reelegido para un segundo mandato presidencial, ante miles de simpatizantes reunidos en la plaza de la República de París para festejar su victoria.

"Esta noche celebramos la República y la celebramos como cada vez que hemos conseguido un triunfo: de pie, fiel a sus valores, fuerte y unida", subrayó Chirac, a quien acompañaba su esposa Bernardette.

"Francia ha rechazado ceder a la tentación de la intolerancia y la demagogia. Ha dejado clara su voluntad de cambio desde la apertura y la concordia. ¡No dejemos caer este aliento que nos ha impulsado!", afirmó Chirac, quien ha sido reelegido con el mejor resultado de la V República.

En el mismo escenario donde el general Charles de Gaulle, padre de la V República, presentó la Constitución de 1958, Chirac instó a los franceses: "Sigamos despiertos, defendamos la libertad, defendamos la igualdad, defendamos la fraternidad".

Ante los aplausos y vítores de los presentes, el jefe de Estado francés prometió que él llevará a cabo "cada día ese combate".