Gastronomía

Una delicia de mar peligrosa: el FUGU japonés


EL DÍA, S/C de Tenerife
10/may/02 23:30 PM
Edición impresa

Siempre nos hemos preocupado de lo que realmente sabemos; por ejemplo, de las características de los pescados y de su elevado contenido en agua, grasas, proteínas y minerales. Existen tres grupos, que van de menos a más, en contenido graso:

Los blancos o magros, que van del 0% al 2,5% en grasas.

Los semigrasos, que van del 2,5 al 6%.

Los grasos o azules, que van del 6% al 25% o más en contenido graso.

Independientemente de lo dicho, la población se debe preocupar de otras cosas si desea comerse un manjar exquisito como es el pescado llamado "fugu".

Según el jefe de Cocina de El Corte Inglés, Víctor Rocha, se trata de un pescado de origen japonés, perteneciente a la familia de los "lagocephalidos", que, de los conocidos hasta el día de hoy, se puede caracterizar por su peligrosidad a la hora de manipularlo, ya que es un pescado que se consume crudo, pero no es ese el problema, sino que depende de que el cocinero haya eliminado por completo las zonas venenosas que abundan en las vísceras del mismo, exactamente en el hígado y los ovarios.

Mucho cuidado

Para poder manipular el "fugu", los cocineros japoneses deben estar especialmente titulados para ello y los restaurantes han de disponer de una licencia que les permita su preparación y posterior venta.

El veneno que contiene este pescado es la tetrodoxina y es capaz de provocar la muerte a cualquier persona que lo coma mal preparado. Eso sí, cuando unas manos expertas lo preparan bien podemos hablar de un manjar.