Sucesos

Intentan estafar a un hombre 132 mil euros con el pretexto de un negocio inmobiliario

Los implicados, que operaban en Puerto de la Cruz, prometieron a su víctima devolverle el dinero, aunque previamente tenían que viajar a Sudáfrica con el fin de solventar unos problemas.

EL DÍA, S/C de Tenerife
30/may/02 9:38 AM
Edición impresa

Tres individuos que intentaron cometer una presunta estafa de 132 mil euros (unos 22 millones de pesetas aproximadamente), identificados como R.A.B., de 54 años, M.S.L., de 60 y D.G.G., de 63, fueron detenidos por efectivos del Cuerpo Nacional de Policía de la Comisaría de Puerto de la Cruz - Los Realejos.

Las investigaciones llevadas a cabo por el Módulo Integral de Proximidad Tres comenzaron tras tenerse conocimiento por parte de la víctima de esta presunta estafa que una sociedad para la promoción inmobiliaria del Sur de Tenerife pretendía adquirir terrenos valorados en 12 millones de euros (2 mil millones de pesetas), para lo cual necesitaban que el presunto estafado aportase 132 mil euros bajo el pretexto de liberar unos títulos de valores bloqueados en un banco de Sudáfrica, lo que permitiría obtener el dinero suficiente para adquirir los terrenos.

Una vez obtenida la citada cantidad de dinero, dos de los detenidos se trasladarían hasta Sudáfrica, donde deberían realizar una transferencia bancaria por un total de 240 mil euros (40 millones de pesetas), a través de una sociedad intermedia y que posteriormente le serían devueltos.

Entre la documentación intervenida, uno de los responsables justificaba el retraso en la devolución del dinero, un año después, por problemas de transacciones fraudulentas de unos cuatro billones de pesetas por parte de un dirigente sudafricano, para lo cual había mantenido reuniones con el inspector del Banco Central Estadounidense para tratar de solventar tales dificultades.

Los detenidos, en unión de las diligencias judiciales practicadas, pasaron a disposición del juzgado de guardia de la ciudad turística.

Los investigadores policiales continúan con las pesquisas tendentes a determinar si es posible que existan más estafados.