Actualidad
LO ÚLTIMO:
Hallan el submarino argentino ARA San Juan leer

La Cumbre respalda la propuesta española sobre inmigración y reforma del Consejo

El ministro español de Asuntos Exteriores, Josep Piqué, considera que, a partir de esta reunión, la UE "podrá hablar" de una política común europea en esta materia.

EFE, Sevilla
22/jun/02 1:12 AM
Edición impresa

La primera jornada de la Cumbre de Sevilla sirvió para que los Quince respaldaran la propuesta española de adopción de medidas contra la inmigración ilegal una vez aclarada la posición en materia de cooperación con sus países de origen y para apoyar reformas planteadas en el funcionamiento del Consejo.

El debate sobre la inmigración fue el eje central de esta primera jornada y ante el que el ministro de Asuntos Exteriores, Josep Piqué, considera que, a partir de esta Cumbre, la UE "podrá hablar" de una política común europea en esta materia que será "global, integrada y equilibrada".

La propuesta presentada ayer por la presidencia española persigue el reforzamiento de las fronteras exteriores de la UE y la cooperación entre los Quince para frenar la llegada de inmigrantes clandestinos.

En ella propone una "evaluación sistemática de sus relaciones" con los países que no cooperen en la lucha contra la inmigración ilegal y mantiene "medidas de presión" sobre los países del Tercer Mundo, y en el que no se hace ninguna mención a posibles sanciones.

Convencido

Piqué se mostró convencido de que los Quince suscribirán las propuestas presentadas y negó que haya inconvenientes porque algunos socios presenten reticencias a la vinculación de esta política con la cooperación ni sobre el control de fronteras exteriores.

La presidencia española, según Piqué, está satisfecha también de la acogida que han dado los Quince a la propuesta sobre la reforma del Consejo y que, a la espera de algunos ajustes, permitirá una mayor coordinación, más transparencia de su labor y una simplificación de sus formaciones ministeriales.

Piqué reconoció que las propuestas presentadas en Sevilla son "provocativas", pero advirtió de que los Tratados son "taxativos" en esta materia, por lo que se pretende debatir sobre "orientaciones políticas" y no sobre decisiones, que sí precisan de la unanimidad para aprobarse.