Jornada Deportiva

Almunia no vendrá

Sorprendente. Cuando los directivos del club canario daban por cerrado el préstamo del cancerbero por parte del Celta, tras "convencer" a sus colegas vigueses para que anularan la cláusula que exigía la participación del deportista en 25 partidos, fue el principal interesado en operación quien declinó la oferta blanquiazul, a pesar de que anteriormente se había mostrado encantado de venir a la Isla.
28/jun/02 14:42 PM
Edición impresa

JORNADA, S/C de Tenerife

Todo estaba listo para que Manuel Almunia se uniera a la nómina de porteros del CD Tenerife para la próxima campaña en calidad de cedido por el Celta, pero, ante todo pronóstico, la operación se vino abajo por decisión del jugador.

Curiosamente, cuando el principal obstáculo en la negociación había sido superado, la negativa llegó al Callejón del Combate por el lugar menos esperado. Y es que ayer, el presidente del Celta, club que posee los derechos del joven cancerbero navarro, comunicó a sus colegas en el Tenerife que había decidido anular la cláusula que obligaba al entrenador insular a alinear a Almunia en 25 partidos, como mínimo. Además, Horacio Gómez dio el visto bueno a la cesión del meta, sin ningún pago extra y con una opción de compra. En ese momento, Miguel Ángel Ruiz, director deportivo del Tenerife, consideró resuelta la búsqueda de la pareja de Aragoneses, pero cuando se puso en contacto con Almunia para informarle sobre la decisión de los vigueses, éste le explicó que prefería irse al Huelva.

"Nos dejó descolocados, porque habíamos dado un ultimátum al Celta pensando que el jugador estaba de acuerdo, pero nos llevamos una sorpresa tremenda", dijo Ruiz anoche en Radio El Día.

Una vez descartada esta opción y con la del bético Joaquín Valerio muy distante, ya que su ficha supera en unos 60.000 euros el tope salarial que ha marcado el club "chicharrero" en su nuevo proyecto, Miguel Ángel Ruiz está dispuesto a "bucear en el mercado y a intentar incorporar a un cancerbero en los próximos días".

En este sentido, aclaró que, a pesar de pretender cerrar el fichaje antes del inicio de los entrenamientos, "no vamos a precipitarnos ni a forzar la situación".

Por otra parte, el director deportivo del Tenerife recibió ayer la visita, en la sede social de la entidad, de Rafael Ponzo, el guardameta hispano-venezolano que combinó la pasada campaña sus intervenciones en el filial con los entrenamientos junto a la primera plantilla. Ponzo no entra en los planes del técnico Ewald Lienen y le están buscando una cesión.