Dinero y Trabajo

Tenerife será sede de un banco para sanear y conservar variedades vegetales macaronésicas

Este banco de germoplasma, cuyas bases se pondrán este año, tendrá como ámbito de actuación Canarias, Madeira, Azores y Cabo Verde y tiene como objetivo, entre otros, servir para el desarrollo de aplicaciones químicas y farmacológicas.

EL DÍA, S/C de Tenerife
6/jul/02 1:50 AM
Edición impresa

Para finales de 2004, está previsto que Tenerife sea la sede de un banco de germoplasma, que supondrá una inversión de 10,2 millones de euros, y cuyo ámbito de explotación será la Macaronesia, según avanzó ayer a EL DÍA el presidente de la Asociación de Agricultores y Ganaderos de la provincia tinerfeña (Asaga), Fernando Jiménez.

Explicó que dicho proyecto ha sido desarrollada por Asaga con la colaboración de la Fundación Empresa-Universidad, la Fundación Pedro Modesto Campo y la empresa Esagrotec, que funcionará como asesora de la primera.

El objetivo prioritario de la actividad se centra en poner el marcha el banco con el fin de recolectar, catalogar, sanear y conservar variedades vegetales de producción agraria que puedan servir para el ámbito químico y farmacológico.

Presentación del proyecto

Para ello, apuntó, Canarias, quien lidera el proyecto, cuenta ya con socios en Madeira, y espera presentar el proyecto a la Consejería de Economía, Hacienda y Comercio a finales de mes para ponerlo en marcha.

En este sentido, manifestó que con esta actuación se pretende aprovechar la oportunidad de explotar la riqueza patrimonial del área macaronésica, en la que, además de Canarias, se incluye Azores, Madeira y Cabo Verde.

Asimismo, puntualizó que se reducirá la dependencia externa de estos sectores agrarios y se abrirá una nueva posibilidad de actuación en un sector que está considerado de clara rentabilidad económica y social.

Por otro lado, puso de manifiesto que otros logros de dicho proyecto se centran en el desarrollo de un sector importante de cara a las nuevas tecnologías.

Beneficiarios

El presidente de la asociación agrícola tinerfeña insistió en que los beneficiarios de la puesta en marcha del proyecto van a ser tanto los propios agricultores como profesionales universitarios, en especial biólogos.

Asimismo, recordó que abrirá vías de expansión hacia el mercado africano, sobre todo en aquellos aspectos vinculados a mejoras de semillas.

El titular de Asaga apuntó que una de las ventajas que ofrece esta iniciativa se centra en que puede ser considerada como destino de los fondos que los empresarios destinan a la denominada Reserva de Inversiones de Canarias.

Respecto a la iniciativa, Jiménez explicó que conlleva dos actuaciones. La primera hace referencia a la recolección y catalogación de especies de variedades. Para ello se ha fijado un presupuesto de tres millones de euros y apuntó que podrán acogerse a las ayudas que contempla el programa Interreg III B.

La segunda actuación se centra en la creación del banco, considerada como una estructura institucional abierta, que podrá beneficiarse de fondos comunitarios y cuyo importe global asciende a 7,21 meuros.