Cultura y Espectáculos
LO ÚLTIMO:
Vuelca un coche en la TF-1, cerca de Abades, y su conductora resulta herida leer

La ÓPERA DE PEKÍN escoge Canarias para su debú en los escenarios españoles

Procedente de Mérida y antes de su presentación en Italia, el Teatro Hebei Bang - Zi estrena en Las Palmas una singular producción de "Medea" de Eurípides, en la que se combinan el canto, el diálogo, la danza y el combate, según explica su director, Luo Jin Lin.

EFE, Las Palmas
23/jul/02 19:55 PM
Edición impresa
EFE, Las Palmas

Una original visión de la obra del clásico griego Eurípides adaptada para convertirse en un espectáculo representativo del arte escénico chino se podrá ver a partir de hoy en Las Palmas con el estreno de "Medea", del Teatro de Opera de Pekín Hebei Bang - Zi.

Procedente del Festival de Teatro de Mérida, donde logró un sonado éxito que ha sido aplaudido por críticos especializados de distintas publicaciones de la prensa nacional, la personal versión de "Medea" dirigida por Luo Jin Lin, un experimentado maestro del peculiar estilo de ópera tradicional de China, tratará de ganar en las Islas más aficionados, en la que es su primera visita a España.

Para introducirse entre el público occidental, que también tendrá oportunidad de presenciar este montaje en Italia tras su paso por Canarias, el director ha apostado por la obra de Eurípides por ser una historia próxima al espectador de fuera de su país que, a la vez, al reunir las características de la tragedia clásica griega, que incluye un coro, "comparte muchos aspectos" con la ópera china.

Un arte que, surgido originariamente en el siglo XII, parte de "la canción y la danza folk, las artes dialogadas y habladas y la farsa" hasta consolidarse como un formato de espectáculo que "combina el canto, el diálogo, la danza y el combate", según explica Luo Jin Lin.

Prueba de ese carácter de espectáculo integral fueron las declaraciones que, en la presentación de la obra, hizo ayer en la capital grancanaria la primera estrella del montaje, la cantante Peng Hui Heng, quien recordó que interpretar el papel de Medea, que calificó de un reto "muy complicado", le ha llevado varios años de preparación.