Tenerife Sur
LO ÚLTIMO:
Veinte investigados por fraude a la Seguridad Social, algunos en Las Palmas leer

La costa de El Río y Madre del Agua carecen de abastecimiento energético

Eladio Morales, alcalde de Arico, demanda la urgente ejecución de los proyectos de electrificación de estos lugares, en los que residen 18 familias y donde se ubica una importante zona dedicada al cultivo del tomate, también perjudicada por la presencia del vertedero insular.

EL DÍA, Arico
23/jul/02 19:14 PM
Edición impresa
EL DÍA, Arico

Eladio Morales, alcalde de Arico, demanda la ejecución inmediata del proyecto de electrificación de dos zonas del municipio. En el caso del caserío Madre del Agua, afirma que "es vergonzoso que aún haya 18 familias que carecen de este servicio fundamental por cuestiones de índole burocrática". Asimismo, alude a la situación de la zona agrícola de la costa de El Río, que tampoco cuenta con abastecimiento energético.

A 120 mil euros asciende la inversión necesaria para acometer la electrificación del caserío Madre del Agua, "cuya tramitación comenzó hace dos años y no entendemos cómo es posible que no tenga solución alguna, hasta el momento".

Los agricultores con cultivos situados en el espacio comprendido entre El Río y Llano Salitrero, junto a La Caleta de Abona, "se muestran muy críticos con la situación actual". La falta de energía eléctrica les obliga a adquirir los grupos electrógenos necesarios para poder atender su actividad, dedicada al cultivo del tomate, fundamentalmente. Esta circunstancia, además, les impide modernizar sus instalaciones y aplicar otro tipo de cultivos que requieren de abastecimiento energético constante.

Efectos del vertedero

A este hecho se suman los graves problemas que afectan a esta importante zona productiva agrícola de Arico derivados de su proximidad al vertedero insular. La actividad que en él se genera hace que del mismo se desprendan malos olores y suciedad que provocan la presencia de una gran cantidad de moscas, papeles, abundante polvo y numerosos perros abandonados, según los datos facilitados por los afectados.

El alcalde ha mantenido reuniones con estos agricultores y afirma que "no se puede tolerar que se castigue de este modo a la actividad agrícola porque los presupuestos de las obras necesarias se tripliquen al soterrarlas sin que nadie asuma el compromiso final de aportar la financiación necesaria para ello". Este asunto, se explica, es responsabilidad de instancias supramunicipales.