Vivir
LO ÚLTIMO:
Tres detenidos en Tenerife por la adopción ilegal de una niña de madre colombiana leer

Interior reforzará la atención a los inmigrantes en Fuerteventura

El Ministerio pretende establecer un plan para aliviar la presión que representa la inmigración en las Islas. Además, en los próximos días serán expulsados 400 irregulares, para de esta forma descongestionar la saturación que el aluvión de pateras ha producido en los centros majoreros.

EFE, Madrid/Tenerife
31/ago/02 4:53 AM
Edición impresa

El Ministerio del Interior va a establecer un plan de refuerzo de ayuda humanitaria y asistencia médica ante la masiva llegada de inmigrantes ilegales a Fuerteventura, informó ayer la Delegación del Gobierno para la Extranjería y la Inmigración.

Las fuentes informaron también de que entre el 1 y el 26 de agosto se han deportado 2.885 inmigrantes ilegales desde diferentes lugares de España, y en los próximos días otros 400 serán expulsados de Canarias para así "descongestionar" la saturación de Fuerteventura.

De los 2.885 inmigrantes deportados desde toda España en los primeros 26 días de agosto, 931 son expulsiones ejecutadas; 1.187 devoluciones y 767 denegaciones.

En los próximos días, añadieron las fuentes, unos 400 inmigrantes serán expulsados desde Canarias con destino a sus países de origen.

Ante el aluvión de inmigrantes llegados a Canarias en los últimos días - más de 200 ilegales han llegado a Fuerteventura en la última semana - , las fuentes de la Delegación de Extranjería señalaron que se va a establecer un plan de refuerzo de ayuda humanitaria y asistencia médica.

Las fuentes indicaron que durante todo agosto no hubo saturación en los centros de inmigrantes canarios, pero el aluvión de hace varios días ha creado nuevas dificultades.

Críticas al Gobierno

UGT de Canarias acusó ayer al Gobierno autonómico de permitir que las Islas se conviertan en "un macrocentro" de internamiento de inmigrantes a cambio de concesiones económicas del Gobierno central en infraestructuras.

"El Gobierno de Canarias está mercadeando" con la inmigración, situando al Archipiélago en "una posición insostenible con tintes dramáticos", afirmó José Juan Benavente, secretario de Acción Social.

Declaró que el Gobierno de Canarias "va a Madrid" a pedir más medios para atender el problema de la inmigración y finalmente consigue "un aumento del dinero para determinados sectores", entre los que citó el de las infraestructuras.

Así se consigue que Canarias se convierta en "un freno" para que los inmigrantes se distribuyan en la Península y se convierte a las Islas en un "macrocentro" de inmigrantes, que llegan no sólo en pateras, sino también a través de los aeropuertos, que son "un coladero".

Este acuerdo es "tácito", dijo el representante de UGT para quien "se han desbloqueado muchas cosas" entre las dos administraciones, "pero curiosamente no en inmigración".

También señaló que "se está demonizando a la inmigración de patera por cuestiones xenófobas y racistas" cuando la realidad es que "el 95 por ciento de los inmigrantes llegan por los aeropuertos" y no proceden de Africa, sino de Latinoamérica.

Afirmó que existe "una manifiesta incapacidad en el control de las fronteras" por parte del Gobierno central, además de que la política migratoria "propicia la exclusión y la economía sumergida, no la integración".