Jornada Deportiva
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
La Junta Electoral prohíbe el 'Día del Vecino' y el 'Día de la Juventud' en Santa Cruz de Tenerife leer

El Tenerife B inició el campeonato venciendo fácilmente al Teguise

Los de Julio Durán tuvieron que remontar el tanto inicial de los conejeros, obtenido por Rafa, y con goles de Roberto Yanes, Oliver, Cristo e Iván García superaron a un rival que pudo encajar un resultado más abultado.
1/sep/02 14:59 PM
Edición impresa

4 Tenerife B

Talavera, Santi, Roberto Carlos, Jeremías, Manu (Javi, 79), Marino, Iván García, Jonathan, Oliver, Roberto Yanes (Guillermo, 74) y Cristo (Morete, 70).

1 Teguise

José Adán, Morán, José María, Tomás, Juan, Iván Rosa, Sindo, David (Raúl, 71), Rafa (Gui, 77), Víctor (Guijarro, 46) e Iker.

Árbitro:

Daniel Trujillo Suárez. Expulsó al conejero Morán (37 m.), por derribar a Oliver siendo el último defensor. Amonestó al local Manu.

Goles:

0-1; 5 m. Rafa cabeceó un centro desde la banda. 1-1;13 m. Centro de Roberto Carlos que culminó Roberto Yanes. 2-1; 15 m. Oliver cabeceó un córner que sacó Roberto Carlos. 3-1; 28 m. Cristo empujó a la red un servicio atrás de Roberto Yanes. 4-1; 38 m. Iván García, de falta directa.

Incidencias:

Heliodoro Rodríguez López. Unos 150 espectadores.

EFE, S/C de Tenerife

El filial del CD Tenerife logró con buen juego y superioridad técnica el primer triunfo de la temporada ante el recién ascendido CD Teguise, equipo lanzaroteño que se adelantó en el marcador, pero que no supo conservar la ventaja ante el superior juego de su adversario.

El Teguise sorprendió en los primeros minutos con un control en el centro del campo que propició que su delantero Rafa aprovechase a los cinco minutos un centro para inaugurar el marcador.

Sin embargo esa acción fue un espejismo, porque el conjunto de Julio Durán comenzó a controlar el juego, movió bien la pelota y ya en el minutos 13 igualó la contienda por mediación de Roberto Yanes.

Aquí prácticamente se terminó las ilusiones puntuar del conjunto de Adolfo Pérez, ya que el Tenerife jugó a sus anchas y realizó claras jugadas ofensivas, sobre todo por el organizador Iván García, y así no sólo se adelantó en el marcador, sino que se fue al descanso con una clara ventaja que hacía presagiar un goleada de "escándalo" en ese momento.

En la continuación, y ante la inferioridad numérica tras la expulsión de Morán, el dominio continuó por parte del equipo blanquiazul, pero esta vez el conjunto lanzaroteño se empleó mejor en defensa, con una mejor coordinación en sus líneas y así pudo evitar una derrota aún mas abultada que ese 4-1 final.