Sucesos
LO ÚLTIMO:
Detenido un hombre por violación en el sur de Tenerife leer

Roban mercancía valorada en 1,2 millones de euros en una joyería de Puerto de la Cruz

Los autores accedieron al negocio en torno a las cuatro de la madrugada y después del asalto incendiaron el local para eliminar huellas.

EL DÍA, Puerto de la Cruz
1/sep/02 9:46 AM
Edición impresa

Un número indeterminado de asaltantes accedió en la madrugada del sábado al interior de la Joyería Relojería BCM, en Puerto de la Cruz, y robaron joyas valoradas en 1,2 millones de euros, según declaró ayer a EL DÍA el dueño de este negocio. Después del asalto incendiaron el local, todo apunta que para eliminar posibles pruebas.

La joyería está ubicada en los bajos del Edificio Goithram, en el número 11 de la céntrica avenida Generalísimo, y según su propietario, los asaltantes penetraron en la tienda desde el interior del inmueble.

Los Bomberos fueron alertados a las cinco de la madrugada de ayer y tuvieron que trabajar más de dos horas para extinguir las llamas, que afectaron al sótano y al almacén. Además, se vieron obligados a forzar la puerta de acceso, ya que el sistema de apertura es eléctrico y el incendio lo dejó inutilizado.

La Policía Nacional de Puerto de la Cruz analizaba en la mañana de ayer la escena del robo y las grabaciones del circuito interior de cámaras por si pudieran aclarar este importante delito.

Sólo el oro y los diamantes

El propietario de "BCM" relató que los ladrones centraron sus esfuerzos en la sustracción de artículos de oro y diamantes. En la tienda también hay otro material valioso como relojes o esculturas de porcelana de Lladró, que los asaltantes no se llevaron.

El seguro del negocio sólo cubrirá en parte las pérdidas por el asalto y el incendio, aunque el propietario expresó ayer su confianza en que la Policía Nacional pueda recuperar las joyas sustraídas, ya que existen fotografías de todas y cada una de ellas.

Zona céntrica y transitada

La Joyería Relojería BCM ocupa un amplio local en los bajos del Edificio Goithram, situado en la confluencia de la avenida Generalísimo y la calle Enrique Talg, zona que en las madrugadas de los fines de semana suele ser bastante transitada por aquellas personas que disfrutan del ocio nocturno en la ciudad turística norteña.

El propietario de "BCM" señaló ayer en el mismo lugar del suceso que después de perder mercancía cuyo valor en el mercado alcanzaría 1,2 millones de euros (unos 200 millones de pesetas), "sólo queda la posibilidad de empezar de nuevo y seguir trabajando".