Cultura y Espectáculos
A MI QUERIDO AMIGO CARLOS HERNÁNDEZ, POR SU RECIENTE CUMPLEAÑOS

Con pinceles de plata dibujo senderos Andando lentamente por caminos inciertos, Rodando despacito, haciendo garabatos. Las palabras caen sobre el papel, borrachas de luna, O de locos luceros, que cantan los cuentos Silenciosos, nocturnos, como los caracoles. Hace años que adoro tu voz luminosa En las horas de insomnio sin fin, Resonando con eco doliente. Nadie sabe de dónde llegó a mi vida. Aunque entiendo el misterio de hablarte, No oigo más que dulce melodía De la forma que cae el murmullo En el fondo de mi corazón, Zozobrando en el lago perdido, que nadie encontró. Ave mágica con alas mojadas de música, Mejor dicho, con las plumas rotas por los madrigales, O perdido su rumbo en los cielos de las ondas sonoras, Recelosa de perder el perfume azul de sus notas... Más te vale seguir en silencio, sin romper el encanto Ignorando que existo y te quiero, que te cuento este canto. Olvidando esta frágil quimera, que hoy envuelta en un beso, te mando.Nery Mata García


27/sep/02 19:59 PM
Edición impresa

Unidos

Dedicada a mis hijos Juan y Carmelo y a los que ya se fueron, pero viven en nuestra mente y corazón.

En este mundo, mi familia

éramos cinco, el matrimonio y tres hijos

lo que nos había de pasar nadie nos lo dijo,

fue de pronto, sin esperarlo,

y de golpe el dolor apurarlo.

Pero calmadamente pensando

hacemos recuento, y sólo quedamos

tres, la madre y dos hijos, Juan y Carmelo;

en la casa del Padre están los que se fueron,

viven en nuestra mente y corazón.

Como madre y esposa queda un puñal clavado

y ese puñal me hace recordar el que atravesó

el corazón de Nuestra Madre y Señora María,

por eso yo uno mi dolor al suyo y se lo ofrezco

con mucho amor porque Ella mejor que nadie lo entiende.

Pero creo que mi esposo e hijo cumplieron

y espero que estén mejor que en este mundo.

Tengo que dar las gracias a mis hijos

Juan y Carmelo, porque estamos más unidos

y yo, que siempre deseé la unión, ahora la palpo

a través de estos hijos que me han demostrado

su gran amor y comprensión,

hemos formado entre los tres una piña

y diariamente constatamos nuestros pareceres,

hemos aprendido y seguimos aprendiendo

de todo lo que nos va ocurriendo

y puedo decir que el deseo de tener una familia unida

ya lo he conseguido, no sólo con los que viven

sino con todos los que han pasado a la Casa

del Padre, con los que, a través de la oración, me identifico.

La lucha sigue y el cumplimiento

del día a día en labor y crecimiento,

pues cada cual tiene que hacer su trabajo.

Pido al Espiritu Santo que nos ilumine

para que nuestra labor en bien culmine.

Eloísa Guedes Mireles

Oración

¡Oh Dios mío! ¡Rey de los Mares y los Océanos,

médico de mi alma y de mi cuerpo! ¡Oh Divina Magnolia del Mar!
Maravillosa, haz que mi barca

duerma en paz, junto a Tu Puerto.

Trinidad Barrios Jiménez

A MI QUERIDO AMIGO CARLOS HERNÁNDEZ, POR SU RECIENTE CUMPLEAÑOS