Hora última

Alfredo Bryce Echenique gana el Planeta con "El huerto de mi amada"

No hubo sorpresas. El autor peruano se embolsará 601 mil euros. Mientras, quedó finalista la mallorquina María de la Pau Janer, con la obra titulada "Las mujeres que hay en mí", que cobrará 150.250 euros.

16/oct/02 19:30 PM
Edición impresa
BIOGRAFÍA
Alfredo Bryce Echenique nació en Lima, Perú, en 1939. Cursó estudios primarios y secundarios en colegios regidos por profesorado peruano, norteamericano e inglés (1943 - 1956). Doctor en Letras por la Universidad de San Marcos, en 1964 se trasladó a Europa. Ha trabajado como profesor en diversas universidades francesas, compatibilizando su labor docente con la creación, tanto en sus novelas como en sus libros de relatos, de uno de los universos narrativos más originales y profundos de la literatura en lengua española de los últimos tiempos. Bryce tiene el don natural del narrador: entretener, inventar tramas, crear personajes. DAVID FUENTEFRÍA, Barcelona El peruano Alfredo Bryce Echenique se alzó ayer con el LI Premio Planeta con la novela "El huerto de mi amada", que había presentado bajo el título provisional de "El efecto Siboney" y el seudónimo de "Stanley Black". El autor se embolsará los 601 mil euros. Durante la ceremonia celebrada en Barcelona, que se extendió hasta pasadas las 24:00 hora canaria, resultó finalista la mallorquina María de la Pau Janer, que se presentó bajó el seudónimo de "Carlota Efe", con "Las mujeres que hay en mí", novela con la que se embolsa 150 mil euros. Fiel a su claves narrativas y al humor melancólico y agridulce que destilan sus narraciones, Bryce ahonda en esta novela en la apasionada historia de amor de un adolescente con una mujer rica y divorciada mucho mayor que él. Una relación que provocará un gran revuelo en la ciudad en la que vive la pareja, originando intrigas y envidias.

Al acto, celebrado en la sala oval del Museu Nacional d Art de Catalunya, asistieron la esposa del presidente del Gobierno, Ana Botella; el consejero delegado del Grupo Planeta, José Manuel Lara, y numerosas personalidades del mundo cultural y artístico de la nación. La periodista Concha García Campoy fue desvelando en varios tiempos, durante el transcurso de la cena, las votaciones que el jurado, compuesto por Alberto Blecua, Pere Gimferrer, Terenci Moix, Carmen Posadas, Antonio Prieto, Carlos Pujol, Manuel Vázquez Montalbán y Manuel Lombardero, concedía a los doce finalistas, hasta llegar a los tres últimos. Todos los rumores apuntaban, desde el día anterior, a "El efecto Siboney" como caballo ganador, pero, confusión entre seudónimos, la obra quedó desplazada en el primer recuento. Una quiniela que, no exenta de perspicacias, como cada año, se dejó sentir más en el cóctel previo.

Los medios, asiduos y ya mimetizados con lo que la ocasión exigía, campaban a sus anchas por el "glamourama" de sonrisas, trajes de noche y expectativas nerviosas. Igual volaban los canapés que los micrófonos, y los focos, sin pretensión de acusar a nadie, hacían huir a alguna antigua conocida de esta ceremonia, como Espido Freire, quien ya tuvo su oportunidad, en 1999, con "Melocotones helados".