Canarias

La Audiencia de Cuentas detecta algunas anomalías en subvenciones de Pesca

El órgano fiscalizador, en sus conclusiones del informe provisional sobre las ayudas procendentes del Ifop (cerca de 65,2 millones) durante el período 1999 - 2000, constata la reiteración de empresas y defectos formales que pueden dar lugar a una discrecionalidad en la concesión.

C.V., S/C de Tenerife
21/oct/02 16:29 PM
Edición impresa

La Audiencia de Cuentas de Canarias ha detectado algunas anomalías formales en las subvenciones otorgadas por la Viceconsejería de Pesca durante los ejercicios 1999 y 2000, con especial referencia a las derivadas del Instrumento Financiero de Ordenación Pesquera (Ifop), que suponen un montante de 65,2 millones de euros durante todo el programa operativo (19994 - 99).

El órgano fiscalizador indica en sus conclusiones del informe provisional de fiscalización que se constata en determinados ámbitos de actuación una reiteración de las empresas subvencionadas, así como la falta de medidas para evitar determinadas actuaciones de terceros.

Al respecto, subraya que en el ámbito de las subvenciones destinadas a la paralización de flota "se ha observado que varios buques varados fueron adquiridos supuestamente al objeto de obtener un beneficio derivado de la diferencia entre el importe de la compra y de la subvención recibida, posteriormente".

Asimismo, "tampoco se ha comprobado en el ámbito de la comercialización que las edificaciones realizadas cumplan con el objeto de la subvención", se afirma.

La Audiencia de Cuentas, no obstante, opina que las subvenciones cumplen en términos generales con los principios de objetividad, publicidad, concurrencia e igualdad.

Destaca, además, que la normativa reguladora no obliga a la Viceconsejería de Pesca a un control posteriori sobre el uso correcto por los perceptores de los fondos europeos, lo que no sucede con la Intervención General, que no ha realizado comprobación alguna.

El órgano de fiscalización señala que "se incumple el principio contable del devengo al contabilizarse frecuentemente en el ejercicio gastos realizados en años anteriores", a la vez que se "utilizan indistintamente, sin aparente justificación, el recurso de los gastos plurianuales o la incorporación de remanentes" para efectuar disposiciones para ejercicios posteriores.

A nivel formal, el informe provisional detecta "baremación incorrecta u omitida en algunos anexos de los informes - propuesta del viceconsejero de Pesca", que puede dar lugar a una discrecionalidad en la concesión.

Otro defecto es la modificación o concreción de los criterios objetivos de valoración en la propuesta del viceconsejero, lo cual "debió comportar una nueva apertura de plazo de presentación".

Detecta, además, que algunas subvenciones fueron aumentadas posteriormente, al presentar los beneficiarios facturas por importe superior al solicitado.