Tenerife Sur

Los vecinos denuncian la falta de médicos en el consultorio de Valle San Lorenzo

Aseguran que la carencia de pediatra está provocando un mayor tiempo de espera de los enfermos y "las citas se demoran hasta nueve días". De esta manera, indican que uno de los dos facultativos que desarrollan su labor en el centro sanitario suple la ausencia detectada.

EL DÍA, Arona
21/oct/02 19:21 PM
Edición impresa

Los usuarios del consultorio médico de Valle San Lorenzo (Arona) padecen la falta de facultativos, según los datos aportados por un grupo de vecinos. Afirman que la ausencia, por vacaciones, de la pediatra está siendo suplida por uno de los dos doctores que desarrollan su trabajo habitualmente en este recinto sanitario.

La consecuencia de que "no se haya sustituido eventualmente a la especialista es que aumenta el tiempo de espera de los enfermos hasta una hora y media y, además, las citas se demoran hasta nueve días", con el consiguiente perjuicio que se ocasiona.

El colectivo vecinal indicó que "esta situación se produce después de que hayamos formulado una protesta por el estado en el que se encuentra el centro y demandásemos las mejoras necesarias".

Asimismo, aseguraron que desde la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias "se está realizando una encuesta telefónica entre los habitantes de este pueblo pidiéndoles su opinión acerca de la situación del centro de salud y su valoración sobre los servicios que se prestan en el mismo".

Los denunciantes consideran que "este no es el momento de estar dispersando la atención, sino de tomar medidas que resuelvan con urgencia las necesidades que afectan diariamente a un importante número de vecinos".

Firmas

Cabe recordar que, los vecinos de dicho núcleo del municipio de Arona presentaron recientemente un millar de firmas para exigir la construcción "inmediata" de un nuevo consultorio periférico en Valle San Lorenzo, ya que la actual instalación sanitaria "no reúne las condiciones mínimas" que facilite desarrollar el trabajo en el lugar.

Asimismo, los residentes en el barrio reivindicaron el incremento de la plantilla, "lo que posibilitará contar con un servicio digno al cual tenemos derecho". También señalaron que era preciso más personal administrativo.

EL DÍA intentó sin éxito conocer la opinión de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias sobre estos asuntos, pero no fue posible.