Actualidad

Una borrasca distinta que recordó a la de marzo

Una analista del Centro Meteorológico Oriental de Canarias descarta que la borrasca que asoló la Isla en marzo sea igual a la de esta semana, al ser la primera un fenómeno local y la segunda uno generalizado.

EL DÍA, S/C de Tenerife
14/dic/02 14:09 PM
Edición impresa
EL DÍA, S/C de Tenerife

La analista y predictora del Centro Meteorológico Oriental en Canarias, Pino Domínguez explicó ayer a EL DÍA que la situación meteorológica vivida en los últimos días en el Archipiélago fue distinta a la vivida el 31 de marzo.

La experta del centro donde se hacen las predicciones de las siete Islas señaló que el temporal que dejó su tarjeta de visita durante esta semana "no fue igual" al sufrido por la Capital tinerfeña el pasado 31 de marzo.

Domínguez apuntó que las incidencias registradas en marzo "fueron provocadas por una gota fría combinada por una entrada de aire muy húmedo y cálido del Sur". La situación de los dos últimos días "se creó por una borrasca que tuvo un trayecto de Oeste a Este, recorriendo el Archipiélago de lado a lado. Sus consecuencias fueron las lluvias, desarrollos tormentosos y rachas de viento fuerte".

A pesar de no ser dos fenómenos meteorológicos iguales, la predictora apuntó que lo ocurrido esta semana pudo haber tenido "unos resultados parecidos o iguales" a lo sucedido el 31 de marzo y puso como ejemplo los datos registrados por el propio centro en distintos puntos de las Islas: "Tenemos datos de cantidad de lluvia caída de cerca de 200 litros por metro cuadrado registrados en algunas zonas de la provincia tinerfeña, como 193 obtenidos en Añadingo, en Arafo", apuntó.

Por otro lado, la experta puntualizó acerca de las características de la situación registrada el 31 de marzo y la de los últimos días y señaló que "la diferencia fue que, mientras que las lluvias de marzo fueron un fenómeno local, la borrasca de esta semana fue generalizada".

"La de esta primavera también fue una borrasca, pero su centro, en vez de situarse y recorrer todo el Archipiélago, se quedó en el Norte de las Islas. Aquí afectaron muchos factores, creando un efecto local favorecido por la zona donde estaba centrada".

Combinación de elementos

Pino Domínguez argumentó que "la base de los dos fenómenos es la misma, sólo que depende de con qué intensidad o en qué zona afecte. La combinación de elementos es la que puede ser diferente. Son muchos los factores que pueden influir".

Recordó, además, que "la orografía de las Islas no es arbitraria. Las montañas y los barrancos no fueron creados por arte de magia. Fue porque durante muchísimos siglos existieron los mismos procesos que estamos viviendo ahora y corría mucha agua".