Islas

Las playas de Telde se abren al público tras el vertido del jueves

Después de efectuarse su limpieza, Sanidad Ambiental y la Consejería de Política Territorial emitieron informes favorables sobre las zonas afectadas de Salinetas y Melenara, lo que permite el acceso de los bañista.

EFE, Las Palmas
14/dic/02 20:47 PM
Edición impresa

Las playas de Salinetas y Me lenara, en el municipio grancanario de Telde, cerradas el jueves por un vertido de hidrocarburo procedente de las instalaciones que la compañía petrolífera Disa posee en la zona, fueron abiertas ayer a los bañistas tras la reposición de la arena y la limpieza de la mancha, según anunció el alcalde, Francisco Santiago.

El máximo responsable del Consistorio teldense apuntó que los informes elaborados tanto por el departamento de Sanidad Ambiental del Gobierno canario como por la brigada de Medioambiente de la Consejería de Política Territorial aseguran "que no hay riesgo alguno para los usuarios de estas playas".

Santiago informó de que el vertido procedió de una industria particular, de la compañía petrolífera Disa, cuyo separador de carburantes se vio desbordado por las fuertes lluvias caídas ayer en la zona, lo que provocó que el hidrocarburo llegara a las citadas playas.

En las labores de limpieza participó durante toda la noche un dispositivo compuesto por 35 operarios, 12 vehículos y uno más encargado de succionar los restos de combustible.

Además, los técnicos municipales han tomado muestras de la arena afectada por el vertido, con el fin de confirmar lo prescrito por los informes elaborados por los departamentos del Gobierno.

Santiago señaló de que en estos momentos permanece en la zona un retén de operarios de limpieza que quitan los restos de manchas que quedan en las calles por donde discurrió el vertido hasta desembocar en las playas.

Responsabilidades

Se elaborará un informe para comprobar si la compañía ha cumplido con los requisitos que se exigen para los productos peligrosos para luego remitirlo a la Fiscalía de Medioambiente del Tribunal Superior de Justicia de Canarias "para que identifique si hay responsabilidades", añadió el alcalde.