PUBLICIDAD
eldia.es
eldia.es
MARTES, 31 DE DICIEMBRE DE 2002
405.142 internautas (primero de Canarias)
LO ÚLTIMO:
EFE, Santander | Ed. impresa |
Una gran exposición en torno a la figura y obra de José Hierro, un ciclo de conferencias, la reedición de algunos libros del poeta y el tributo especial que le rendirá el Festival Internacional de Santander serán algunos de los actos que Cantabria ha organizado para 2003 en homenaje a su Hijo Adoptivo
CINE
EFE, Madrid | Ed. impresa |
El director de producción Primitivo Álvaro Pérez falleció ayer en Madrid a los sesenta años de edad, informó su productora. Alvaro, uno de los nombres habituales en los títulos de crédito del cine español, inició su andadura a finales de los años cincuenta como ayudante de producción en "peplums" como "Los últimos días de Pompeya" (1959) o "El coloso de Rodas" (1961), de Sergio Leone.
EL DÍA, S/C de Tenerife | Ed. impresa |
El escritor tinerfeño Isidro Hernández firma los poemas incluidos en "Árbol blanco", libro ilustrado por el pintor Gonzalo González y publicado por la editorial Asphodel, con sede en La Esperanza. La desnudez tanto conceptual como estilística distingue la poética de Isidro Hernández, quien ya publicara en esta colección su libro "Trasluz" (2002)
EL DÍA, S/C de Tenerife | Ed. impresa |
La Joven Orquesta de la Sinfónica de Tenerife abrirá el año musical en la Isla con un concierto extraordinario que, asimismo, será el primero que el grupo realice en la presente temporada. Bajo la dirección de Paul Opie y con el concurso solista de Michael Kirby, el conjunto ofrecerá un variado repertorio compuesto por obras de Grieg, Finzi y Schubert
ÓPERA
EL DÍA, S/C de Tenerife | Ed. impresa |
La soprano tinerfeña Carmen Acosta cosechó un gran éxito como miembro del reparto que recientemente interpretó, en escenarios de Alicante, la ópera de Gaetano Donizetti "Lucia de Lammermoor".
A la cristiana memoria de mi madre | Ed. impresa |
Sólo yo, triste y muda como sombra que nadie presentía, porque en todos los ámbitos la vida iluminaba limpios corazones. Era yo nada más, la muerte misma, con mi clavel inútil disecado en el pecho. En torno a mí los labios de las flores convocaban panales. Después, me doble en la tierra y se adentró mi llanto en la amorosa ternura campesina
Hoy | Ed. impresa |
SANTA CRUZ
    PUBLICIDAD

    Cargando...

    PUBLICIDAD

    © Editorial Leoncio Rodríguez, S.A. |Aviso legal | Mapa del sitio | Publicación digital controlada por OJD

    eldia.es Dirección web de la noticia: