Vivir

El 112 recibió 5.637 llamadas de alerta durante el fin de año

El 51 por ciento de las llamadas provenían de la provincia tinerfeña y en su mayoría se referían a la petición de asistencia médica, problemas de seguridad ciudadana o intervenciones de extinción y salvamento.

EL DÍA/EFE, Tenerife/Las Palmas
3/ene/03 21:27 PM
Edición impresa

El Centro Coordinador de Emergencia y Seguridad (Cecoes) registró la noche de fin de año un total de 5.637 llamadas de alertas, lo que supuso un incremento de apenas el 6,5 por ciento con respecto a cualquier otra noche.

El 49 por ciento de las llamadas al teléfono único 112 se produjeron desde la provincia de Las Palmas, mientras que el 51 por ciento restante se recibieron desde Santa cruz de Tenerife, según detalla una nota del departamento, que subraya que el incremento de la última noche del año no fue considerable.

Los incidentes más relevantes fueron las que precisaron asistencia médica y supusieron un total de 523 situaciones frente a los 537 servicios relacionados con la salud que se produce en una noche sin fiestas.

Las demandas relacionadas con problemas de seguridad ciudadanas ascendieron a 287, un 9 por ciento más que cualquier otra noche.

Asimismo, se produjeron 85 accidentes y 74 situaciones que requirieron servicios de extinción, salvamento y rescate, concluye.

Por otro lado, el Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria atendió en el Servicio de Urgencias a 269 personas el pasado 31 de diciembre, informaron ayer a EL DÍA fuentes del centro sanitario.

Esta cifra se corresponde al total de pacientes que acudieron ese día a las Urgencias del hospital dependiente del Servicio Canario de Salud, de las que un total de 12 requirieron asistencia entre las diez de la noche y las ocho de la mañana del 1 de enero al presentar lesiones por agresiones físicas.

Accidentes de tráfico

Asimismo, se atendió a otras seis personas que se vieron involucradas en accidentes de tráfico y una cantidad de usuarios no determinada aún, según informaron las fuentes consultadas, que presentaban síntomas de intoxicaciones etílicas y sobredosis de drogas.

Desde el Hospital Universitario de Canarias (HUC) se indicó que la noche de fin de año y las primeras horas del 1 de enero "transcurrieron con normalidad", sin que se apreciara un aumento significativo del número de pacientes atendidos en relación a otros días.