Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Un estudio descubre la vigilancia masiva por teléfono móvil con aplicaciones preinstaladas leer

Las obras de adaptación del edificio Fides darán comienzo el próximo verano

Urbanismo ha adjudicado el proyecto a los arquitectos Alberto Aguiar y Leonardo Omar, cuya propuesta vacía por completo este inmueble protegido y respeta sólo la fachada. Los trabajos costarán 480.809 euros y deberán estar terminados en un plazo máximo de 15 meses.

EL DÍA, S/C de Tenerife
22/ene/03 22:19 PM
Edición impresa
EL DÍA, S/C de Tenerife

El emblemático edificio Fides no cambiará de cara, pero en el interior del palacete nada volverá a ser lo mismo. El concurso de ideas convocado por la Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento de Santa Cruz se ha decantado del lado del proyecto de remodelación más profundo de los dos presentados, el de los arquitectos Alberto Aguiar y Leonardo Omar.

De esta forma, el inmueble será sometido a un vaciado que del original dejará sólo la fachada, una fórmula que se adapta mejor al plan de necesidades de la corporación, deseosa de convertir el edificio en una sede institucional frente al modelo administrativo de oficinas que guarda la distribución actual, heredada del uso que le dio el Gobierno de Canarias.

Las obras en el Fides darán comienzo, con toda probabilidad, el próximo verano, una vez que finalice el plazo de tres meses dado por la administración local a los arquitectos para la redacción del proyecto adaptado al plan de necesidades municipal, que será fijado en las próximas semanas en una reunión con Aguiar y Omar.

Con un coste total de 480.809 euros, los trabajos deberán finalizar en un período de tiempo de entre 9 y 15 meses, aunque fuentes municipales explicaron que los proyectos que afectan a edificios protegidos suelen presentar en su ejecución dificultades añadidas, lo que podría prolongar aún más este plazo.

Nueva distribución

Aunque aún no se ha concretado su nueva distribución, estas fuentes informaron de que se dejarán grandes espacios libres y que contará con una gran sala de reuniones y proyecciones.

El otro de los proyectos presentados al concurso de ideas municipal proponía una remodelación del palacete respetando tanto la fachada como el interior de este edificio protegido.