Actualidad

Una gabarra con carga de fuel se hunde en Algeciras y muere su capitán

El navío vertió al mar parte del combustible que utilizaba para moverse, mientras los técnicos estudian cómo recuperar el almacenado en su bodega. Otros dos tripulantes se salvaron.

COLPISA, Algeciras
22/ene/03 14:10 PM
Edición impresa

La gabarra "Spabunker IV", perteneciente a la empresa Ciresa, se hundió ayer en la bahía de Algeciras con una carga de 900 toneladas de fuel en sus bodegas y otras 100 de gasoil en sus depósitos. El siniestro, según informó la Capitanía Marítima de Algeciras, ocurrió sobre las cinco de la madrugada, cuando el buque, por causas que aún se desconocen, se hundió y quedó fondeado boca abajo a unos 50 metros de profundidad.

Dos de los tripulantes pudieron ser rescatados con vida mientras que el capitán, Miguel Roiz, desapareció tras el naufragio.

Durante toda la mañana, salvamento Marítimo estuvo rastreando la zona a la búsqueda del capitán del barco, que en el momento de su desaparición llevaba un chaleco salvavidas. El cuerpo sin vida de Miguel Roiz fue localizado poco después de mediodía en la zona donde ocurrido el incidente. Desde que se produjo el hundimiento, el navío comenzó a perder el gasoil de sus depósitos, pero los tanques de carga parecen haber soportado el accidente y no pierden el fuel que almacenan.

Nada más conocerse la noticia, la Junta de Andalucía activó el plan de emergencia y activó un dispositivo de emergencia coordinado por el consejero de Gobernación de la Junta de Andalucía, Alfonso Perales, quien destacó que, desde que se conoció el accidente, todos los alcaldes y autoridades de la zona estuvieron informados de manera puntual sobre todos los medios técnicos a su disposición que pudieran ser necesarios en caso de que un vertido procedente de la embarcación llegase al litoral.

Por su parte, el ministro de fomento, Francisco Álvarez-Cacos, se desplazó hasta Algeciras, donde indicó que el objetivo prioritario es ahora extraer el fuel de las bodegas del barco. Para ello, técnicos de su departamento comenzaron de inmediato a realizar gestiones para la contratación de una empresa especializada, que buscará la forma más segura de hacerlo.

Cepsa abre una investigación

Por su parte, la empresa Cepsa, que fletó el transporte de crudo del "Spabunker IV", decidió abrir una investigación sobre las causas del vertido, según informó en un comunicado la compañía. En el mismo, la empresa señala que permanece en contacto con las autoridades con el fin de recuperar la normalidad lo antes posible en la zona.