Vivir

De Saja deja la Presidencia del Consorcio Sanitario de Tenerife

El Consejo de Gobierno aprobó ayer su cese, que según la versión oficial responde al interés por centrarse en sus responsabilidades al frente de la Dirección General de Atención a las Drogodependencias.

EL DÍA, S/C de Tenerife
12/feb/03 23:33 PM
Edición impresa

El Consejo de Gobierno aprobó ayer el cese de Rafael de Saja al frente de la Presidencia del Consorcio Sanitario de Tenerife, puesto que desempeñaba desde hacía cerca de un año. Según fuentes oficiales de la Consejería de Sanidad y Consumo del Ejecutivo autónomo, ha sido cesado a petición propia con el fin de poder centrar toda su atención a la ejecución del plan de drogas, pues De Saja es también el director general de Atención a las Drogodependencias.

El Consorcio Sanitario, integrado por representantes del Gobierno canario y del Cabildo de Tenerife, se creó a finales de 1999 y desde entonces ha contado con tres presidentes. A Rafael de Saja le precedió Antonio Cabrera, que también fue gerente del Servicio Canario de Salud y a éste, José Manuel Bermúdez, consejero insular de Servicios Sociales.

Bermúdez es el actual vicepresidente y asumirá la presidencia en funciones hasta que el Consejo de Administración designe al sucesor del director general de Atención a las Drogodependencias.

Por su parte, el representante del Grupo Socialista del Cabildo en el Consejo de Administración, José Vicente González Bethencourt, anunció ayer que exigirá que este órgano se reúna de forma urgente, con el fin de que el Gobierno explique las causas de este nuevo cambio al frente del Consorcio Sanitario de Tenerife.

Inestabilidades

González Bethencourt acusó al Ejecutivo de fomentar la "inestabilidad" en el funcionamiento normal del Hospital Universitario de Canarias con el cambio constante de responsables en los puestos políticos. Agregó que estas modificaciones terminan afectando también a las dirección técnica y médica del HUC y, finalmente, altera la labor de los profesionales y la atención a los enfermos.

El representante socialista exigirá que el Ejecutivo dé explicaciones para saber si el cese responde a motivos personales o, en cambio, tiene que ver con dificultades en el Hospital Universitario.

Al respecto, manifestó que "los trabajadores necesitan el máximo apoyo material y de recursos" y añadió que en los últimos años se "han incrementado las listas de espera para cirugía, así como las de diagnóstico de cáncer". Asimismo, señaló que "tan sólo están en funcionamiento diez de los 16 quirófanos existentes" y criticó la escasez de anestesistas.