Tenerife

El Cabildo afirma que el patrimonio de la Isla se gestiona "adecuadamente"

La Corporación insular ha invertido durante los últimos cuatro años más de seis millones de euros en la mejora de los espacios protegidos no forestales, además de destinar fondos específicos a su vigilancia y cuidado, explica el consejero insular de Medio Ambiente, Wladimiro Rodríguez Brito.

EL DÍA, S/C de Tenerife
7/mar/03 12:13 PM
Edición impresa

La red de espacios naturales protegidos de Tenerife abarca un 48,36 por ciento de la superficie total insular y, una vez se incorpore a la Red Natura, esta extensión superará el 50 por ciento.

Desde el 1 de enero de 1998, mediante la fórmula de la delegación, y desde enero de 2003, ya como competencia transferida, el Cabildo de Tenerife, a través del área de Medio Ambiente, "ha venido generando las estructuras y procedimientos con los que gestionar los medios humanos y materiales que garantizan una adecuada conservación del patrimonio natural tinerfeño. Esto, sin menoscabo de una mejora en la calidad de vida de los habitantes en el interior de estas zonas o en su entorno inmediato", explica el Grupo de Gobierno.

Con este fin, el Cabildo adaptó las estructuras administrativas de la Comunidad autónoma a la realidad territorial y administrativa de la Isla, creando las Oficinas de Gestión de los parques rurales de Teno y Anaga.

Además, y para propiciar una gestión diferenciada de los Espacios Naturales Costeros, "se establecieron unidades específicas, propiciando una gestión global, homogénea y coherente de los espacios forestales", explican.

Por otro lado, ya se había constituido en mayo de 1995 el Patronato Insular de Espacios Naturales Protegidos, que demostró su validez como órgano de gestión.

En el seno de este Patronato se constituyó en 1997 la Junta Rectora de Anaga y, recientemente, la de Teno, que aún no está constitutida.

Un sinfín de planes

En el área de Medio Ambiente, y en coordinación con el PIOT, el Pleno ha aprobado, al menos, los siguientes planes: PINEA; Plan insular contraincendios forestales; Plan Tenerife Verde y Plan de Biodiversidad, y todos con incidencia en la gestión de los espacios naturales protegidos.

"Nuestro grupo político no se ha limitado a los recursos procedentes del Gobierno de Canarias y ha creado un total de 38 nuevas plazas de técnicos de Medio Ambiente, además del funcionariado que se dedica a este servicio".

Asimismo se han incorporado nuevas fórmulas de gestión, corresponsabilizando a los ayuntamientos en acciones como el Convenio sobre el Barranco del Infierno (Adeje) o el Convenio Rambla de Castro, a punto de suscribirse con Los Realejos.