Vivir

El trámite en el Senado se convierte en la única salida al conflicto judicial

El Partido Popular aprobó ayer el proyecto de ley de retribuciones tras rechazar una enmienda de Coalición Canaria que equiparaba a los jueces de ambas provincias, una actitud que el diputado nacionalista Luis Mardones espera que se rectifique para mantener la salud del pacto.

LOS DATOS
14/mar/03 1:23 AM
Edición impresa

Rendimiento

El proyecto de ley contempla que cuando un órgano jurisdiccional alcance un rendimiento individual notable, cifrado en la superación en un 20 por 100 del objetivo del destino, se produzca un incremento comprendido entre el 5 y el 10 por ciento de la retribución fija. En los casos en que el rendimiento individual sea insuficiente, por causas imputables al juez o magistrado, y no alcance el 80 por ciento del objetivo, la retribución fija se verá automáticamente minorada en un 5 por ciento. Las retribuciones fijas están formadas por el sueldo y la antigüedad, que reflejan objetivamente la categoría dentro de la carrera judicial y el incremento proporcional sucesivo sobre el sueldo inicial, fijado en un 5 por 100 por trienio. Mientras, la retribución variable por objetivos atiende el rendimiento individual.

EL DÍA/EFE, Tenerife/Madrid

El Partido Popular rechazó ayer en el Congreso las dos enmiendas presentadas por Coalición Canaria al proyecto de Ley Regulador del Régimen Retributivo de las Carreras Judicial y Fiscal, que se concretan en dos puntos: la igualdad contributiva de grupos entre las Audiencias Provinciales de Santa Cruz de Tenerife y Las Palmas de Gran Canaria y la equiparación de los complementos de destino entre los jueces de las islas capitalinas y los de las cinco restantes, que suponen una diferencia de 335 euros. El diputado nacionalista Luis Mardones calificó de errónea la actitud del Grupo Parlamentario Popular, al que instó a "dar marcha atrás" en el Senado para la buena continuidad del pacto que mantienen ambas fuerzas políticas.

Las enmiendas de CC sólo obtuvieron el respaldo de los grupos parlamentarios de CiU y PNV en ambos casos, y del PSOE en la primera. Mardones calificó la actitud del PP de agravio comparativo y añadió que para el buen ejercicio de la justicia es necesario "que el Grupo Popular corrija su actitud en el Senado".

El diputado canario manifestó, asimismo, que el rechazo a la propuesta de su grupo contribuye a suscitar la temporalidad de los jueces en la comunidad canaria, y recordó el apoyo prestado en su momento por CC a los populares en materia de leyes penales, en concreto la lucha contra el terrorismo y el endurecimiento de penas, y en la celebración de juicios rápidos, en los que Canarias ha sido pionera.

Mardones manifestó que, de todas formas, desde CC están dispuestos a "reabrir líneas de diálogo" para que estas diferencias se puedan solucionar.

Coalición Canaria fue, además, el unico grupo parlamentario que votó en la sesión de ayer en contra de la normativa sobre retribuciones, que prevé aumentos salariales en las carreras judicial y fiscal, en función a objetivos y resultados.

De inmediato, desde el Decanato del Palacio de Justicia de Santa Cruz de Tenerife se enviaba un comunicado a los diputados en el Congreso en el que se daba a conocer el resultado de la Junta de Jueces de Santa Cruz del 25 de octubre, donde recogían las objeciones al proyecto de ley. En dicho comunicado se hacía constar que el texto remitido por el Gobierno estatal apenas ha sido modificado y ninguna de las reivindicaciones atendida. Por ello, los jueces tinerfeños expresaron su "absoluta indignación por la actuación de aquellas fuerzas políticas que han impedido que prosperen las reclamaciones".

La petición de los magistrados es que su actividad se circunscriba al cumplimiento constitucional de sus cometidos, al tiempo que reclaman que se les mantenga en la categoría segunda a efectos de complemento de destino, en igualdad con los de Las Palmas de Gran Canaria, estatus que históricamente les corresponde.

El comunicado también plantea la posibilidad de suspender los desplazamientos de los juzgados de Lo Penal, Social y Menores a las islas menores, que se han venido realizando con la finalidad de facilitar el acceso a la Justicia de los ciudadanos de dichas islas. Los acuerdos de la Junta fueron adoptados por unanimidad, con la excepción de un solo magistrado que se abstuvo.

A la espera

Joaquín Astor, titular del Juzgado de Instrucción número Cuatro, señaló ayer que "la postura que hemos tomado es esperar para ver si los partidos políticos reclaman los compromisos". Astor añadió que "el Partido Popular ha roto el consenso unilateral sin dar una explicación y nos hemos visto sorprendidos negativamente por el acuerdo que estaba aprobado. Reitero que esto es un ataque frontal a la Justicia en Canarias, que va a desincentivar la actuación de los jueces".