Nacional

CiU, PNV y BNG harán un análisis conjunto de sus propuestas de autogobierno tras el 25 de mayo


COLPISA, Madrid
3/abr/03 2:51 AM
Edición impresa
COLPISA, Madrid

La ruptura de relaciones de CiU con el PP ha ocasionado el relanzamiento de la alicaída "Declaración de Barcelona", suscrita por los nacionalistas catalanes hace cuatro años, pero con la que nunca se han comprometido a fondo. Los firmantes del acuerdo, después de seis meses sin reuniones, mantuvieron una sesión de trabajo en el Congreso en la que acordaron revitalizar el pacto con acciones conjuntas después de las elecciones.

CiU consideran que la vía de la negociación permanente con el Gobierno de turno para elevar el autogobierno de la Generalitat competencia a competencia está agotada y que ha llegado el momento de hacer un planteamiento global contenido en la reforma del Estatuto de Autonomía que presentarán el 6 de abril.

Fuentes de la federación catalana sostienen que las posibilidades para la modificación estatutaria prospere, es decir que sea aceptada por PP y PSOE, son mayores si la batalla no la plantea CiU en solitario sino acompañada de otras fuerzas que plantean revindicaciones similares. Para esta estrategia, agregaron las fuentes consultadas, la "Declaración de Barcelona" puede ser un instrumento útil.

Durante la reunión celebrada en el Congreso, el secretario general adjunto de CiU, Pere Macías, entregó a los representantes del PNV y BNG la propuesta de reforma del Estatuto de Autonomía de Cataluña porque un mínimo de "cortesía" aconseja que "los primeros" en conocerla sean "los que comparten con nosotros" la visión del "Estado plurinacional" y después, el resto de fuerzas políticas.

Las tres formaciones nacionalistas acordaron celebrar un nuevo encuentro después de las elecciones de 25 de mayo para efectuar un análisis conjunto del plan de Ibarretxe, el de CiU que aboga por una Cataluña como nación soberana, y el del BNG por la reforma del Estatuto gallego.