Sucesos

El fuerte viento y el oleaje dejan graves daños en Tenerife, que está en alerta

Las zonas más afectadas por el temporal, que se inició ayer, fueron el litoral de Adeje y Garachico. Éste último municipio pedirá la declaración de zona catastrófica por los desperfectos sufridos.

EL DÍA, S/C de Tenerife
14/abr/03 10:06 AM
Edición impresa

El Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad 112 alertó ayer de que vientos de más de 90 kilómetros/hora se aproximan a Tenerife y que el estado de la mar empeorará con vientos que llegarán a fuerza 6 a 7.

"El período de más intensidad se alcanzará durante la madrugada con rachas que pueden superar los 90 K/H", asegura el comunicado.

Tras hacer recomendaciones, que incluyen mantener la calma, mantenerse informado por la radio y tener a mano linternas, recomienda a los bañistas y a los que pasean cerca del mar que tomen las debidas precauciones.

El fuerte oleaje provocó el derrumbe de tres apartamentos en Callao Salvaje (Adeje), tras sufrir el golpe de las olas. No hubo afectados, según informó el 112.

Unas cinco familias se vieron afectadas por este incidente y fueron desalojadas de los apartamentos, teniendo que utilizar anoche la residencia que el Ayuntamiento de Adeje tiene en la zona de Las Nieves.

En el litoral de este municipio sureño también volcó una embarcación de buceo, sin daños personales, y el dique de Playa Paraíso sufrió importantes desperfectos.

El Norte de la Isla también se vio afectado por el oleaje, especialmente, Garachico, donde una persona, José H.H., de 48 años de edad, resultó policontusionada de carácter grave y fue trasladada en una ambulancia de urgencias al Hospitén Bellevue, tras derrumbarse el muro del campo de fútbol de esta localidad, hasta donde llegaron las olas.

Otras 3 personas, dos jóvenes y un adulto, resultaron afectados con erosiones leves y fueron asistidos en el lugar por una ambulancia del Servicio de Urgencias Canario.

El alcalde de Garachico, Ramón Miranda, comunicó a EL DÍA, que hoy se reunirá con la Subdelegada del Gobierno, Pilar Merino, para exponerle la posibilidad de solicitar la declaración de zona catastrófica para el municipio. El temporal ha ocasionado unas pérdidas de casi un millón de euros.

El litoral de los municipios de Puerto de la Cruz y Tacoronte también se vio afectado.