Santa Cruz de Tenerife

Las Teresitas tendrá una superficie "de pago" de 24.000 metros cuadrados

El centro lúdico infantil, gran parte de las instalaciones deportivas, dos piscinas y 419 plazas de aparcamiento son algunos de los servicios privados que tendrá la nueva playa, según el proyecto definitivo que ha presentado el arquitecto francés Dominique Perrault.
N. MARTÍN, S/C de Tenerife
20/abr/03 4:58 AM
Edición impresa

 

La futura playa de Las Teresitas será algo menos pública y más privada de lo que ahora es. Con una extensión de 24.000 metros cuadrados construidos, la zona "de pago", el área destinada a usos lucrativos, ocupará el 96,76% de la superficie total edificada.

Según los datos facilitados por el ayuntamiento, los vecinos de la capital tendrán que abonar por la utilización de diversos servicios, como el recinto lúdico infantil, el centro de deporte, las dos piscinas que está previsto construir, el área de volley-ball y una de las zonas dedicadas a vestuarios, duchas y sanitarios.

También tendrán carácter privado dos de los 3 párking, con un total de 419 plazas de estacionamiento.

Todos estos servicios ocuparán algo más de 20.000 metros cuadrados, a los que habría que añadir 4 chiringuitos, 3 bares, 2 restaurantes y una zona de 2.615 metros cuadrados destinados al comercio, hasta ocupar casi 24.000 metros cuadrados.

Carácter gratuito

Privados será, además, el centro de talasoterapia que el ayuntamiento adjudicará en la playa y que tiene unas dimensiones de 6.415 metros cuadrados.

Entre los elementos que, en principio, tendrán carácter gratuito estarán, además de las zonas comunes como el paseo peatonal, los jardines o la propia playa, las pistas de skate y de petanca, el área reservada a patinaje o un espacio para tenis de mesa.

Serán públicos, también, un aparcamiento exterior con 450 plazas, un pequeño "pabellón libre" de 75 metros cuadrados, las duchas exteriores y 4 canchas de voley-playa.

Por lo tanto, de las construcciones de Las Teresitas, y a tenor de las cifras facilitadas por la propia corporación, menos de mil metros cuadrados de lo que se va a construir en la playa tendrá un carácter gratuito.

Sin embargo, es cierto que las cifras son mucho más favorables si se tiene en cuenta nada más que la superficie de terreno que se destinará a usos públicos, edificaciones aparte.

En ese caso, el suelo libre es de algo más de 100.000 metros cuadrados, la mayor parte de ellos formada por la propia playa, además del paseo peatonal (29.785 metros cuadrados), la zona de jardines (12.410), las plazas de entrada y de salida (con 19.520 y 7.405 metros cuadrados, respectivamente), y la superficie que ocuparán de las 3 plataformas marítimas que se colocarán en el agua, y que tienen unas dimensiones totales de casi 1.900 metros cuadrados.