Nacional

Victoria recibe la orden del TS de disolver el grupo de Batasuna

El presidente del Parlamento vasco, Juan María Atutxa, asegura que defenderá "hasta el final" la autonomía de la institución y a los parlamentarios de Sozialista Abertzaleak, a los que concede los mismos derechos y obligaciones que al resto, a la hora de decidir el futuro de dicha formación.
COLPISA, Bilbao
6/may/03 6:15 AM
Edición impresa

El Parlamento vasco recibió ayer de manera oficial la orden del Tribunal Supremo de disolver todos los grupos de la coalición ilegalizada Batasuna en esa y demás instituciones públicas, incluida en una resolución en la que pide a la Cámara de Vitoria información sobre la identidad de las personas que integran el grupo de Sozialista Abertzaleak (SA) para comprobar si coinciden con los de la ilegalizada formación.

Recibida la notificación, la Mesa del Parlamento estudiará en la reunión prevista para mañana cómo afecta la orden al grupo SA, al que no se refiere de forma expresa el Tribunal Supremo. De entrada, los partidos PNV, EA e IU que sustentan al Gobierno vasco ya han anunciado que se opondrán a la disolución.

El presidente del Parlamento vasco, Juan María Atutxa, anunció ayer que defenderá "hasta el final" la autonomía del Legislativo a la hora de decidir el futuro del grupo parlamentario de SA.

Atutxa señaló con contundencia que "no estoy dispuesto a permitir que nos pisoteen nuestra capacidad organizativa y de tomar nuestras decisiones". En este sentido, señaló que el informe del fiscal General del Estado, Jesús Cardenal, "es claro" a la hora de reconocer la capacidad del Parlamento y la separación de poderes y a la hora también de diferenciar a Batasuna del grupo de SA en la Cámara vasca, por lo que "tengo la conciencia tranquila".

Tras indicar que no tiene "ningún temor" a acciones judiciales en su contra, el presidente del Parlamento autonómico subrayó que "para mí, los parlamentarios de SA son iguales en condiciones de derechos y obligaciones como los de mi propio grupo o cualquier otro". "Yo no puedo hacer distinciones y quien pretenda que haga distinciones como lo pretendió a la sazón para que expulsara del Parlamento y de la Comisión de Derechos Humanos al señor Urrutikoetxea está tratando de hacer no uso, sino abuso de la legislación vigente" denunció.

El presidente de la Cámara vasca recordó que el tribunal "absolvió por falta de pruebas" al hoy fugado de la justicia. En cualquier caso, se mostró convencido de que "estoy posicionado donde creo que debo estar" y anunció que "si hiciera dejación de mi propia responsabilidad y de esa defensa que debo hacer de la institución que presido, un minuto antes firmaría mi renuncia y mi cese como parlamentario y como presidente del Parlamento vasco".

Recursos ante el TC

El Tribunal Constitucional seguirá recibiendo hoy recursos de amparo de candidaturas electorales anuladas por el Tribunal Supremo por su relación con Batasuna, ya que disponen de un plazo de 48 horas desde la notificación de esta decisión, que a la mayoría le fue comunicada el domingo. Según informaron del TC, hasta las tres de la tarde sólo había entrado en el registro de este tribunal un recurso de una de las agrupaciones de electores impugnadas que no se presentan bajo las siglas AuB, aunque han podido ser registrados otros escritos en juzgados de guardia, que el TC no podrá cuantificar hasta que no le sean remitidos. Por su parte, la Fiscalía y la Abogacía del Estado anunciaron ayer que no van a recurrir ante el TC las ocho candidaturas impugnadas que el Supremo estimó que podían concurrir a los próximos comicios, ya que no quedaba acreditada su "continuidad operativa" con Batasuna, EH y HB. Los magistrados de la Sala Primera, encargados de conocer los recursos mencionados, continuaron reuniéndose para analizar el sistema de trabajo.