Tenerife

La construcción del tercer carril de la TF-1 se iniciará a finales del verano

La obra ya ha sido adjudicada y las empresas que desarrollarán los trabajos se encuentran en la fase de presentación de avales y también en el replanteo técnico del proyecto inicial, debido a la coincidencia de su trazado con el de la futura línea del tren del Sur, en Santa María del Mar y Añaza.
S. LOJENDIO, S/C de Tenerife
5/jun/03 12:16 PM
Edición impresa

Las obras de construcción del tercer carril de la autopista TF-1 se iniciarán a finales del verano, presumiblemente en el mes de septiembre. Así lo afirmó ayer a EL DÍA Antonio Castro Cordobez, consejero en funciones de Obras Públicas, Vivienda y Aguas del Gobierno de Canarias.

El proyecto de construcción de esta infraestructura viaria ya ha sido adjudicado y, en estos momentos, las empresas que llevarán a cabo los trabajos se encuentran cumpliendo con el preceptivo plazo de presentación de avales, así como en las tareas técnicas del replanteo de la obra, debido a la coincidencia de su trazado inicial con el de la futura línea del tren del Sur en dos puntos concretos, en las zonas de Santa María del Mar y Añaza.

El consejero en funciones del Gobierno canario explicó que esta infraestructura supone una actuación necesaria y urgente "por la densidad de tráfico que se genera en puntos tales como Las Caletillas, Candelaria o Arafo", que presentan unos niveles de tráfico rodado que Castro Cordobez calificó de semiurbanos.

El político nacionalista sí advirtió que por la complejidad que representan los trabajos, de un lado, y por el hecho de que la obra se realice sobre una arteria de comunicación principal para la Isla, de otro, la construcción de este tercer carril va a causar inevitables molestias a los usuarios, que deberán cargarse de una enorme paciencia durante el tiempo que dure la obra.

"La situación será similar a la que se ha venido viviendo durante el desarrollo de las obras en la autopista TF-5 entre Santa Cruz y La Laguna", explicó Antonio Castro Cordobez.

El presupuesto de licitación de esta infraestructura se ha fijado en más de 89 millones y medio de euros, y forma parte del programa de Medio Urbano, correspondiente al capítulo de carreteras, integrado en el Plan de Infraestructuras 2000-2007, mediante convenio suscrito entre el Ministerio de Fomento y el Gobierno de Canarias.

La obra consiste, básicamente, en la construcción de un tercer carril por sentido de circulación en la autopista del Sur TF-1, entre Santa Cruz de Tenerife y el polígono industrial de Güímar, por lo que se contempla la modificación de enlaces, la dotación de vías de servicio y, consecuentemente, la adaptación de estructuras ya existentes, así como la ejecución de otras nuevas.

Este proyecto pretende mejorar la capacidad de la vía, mediante su aumento con la adición de un tercer carril, además del reordenamiento de los accesos, consiguiendo que las entradas y salidas funcione con normalidad, mejorando la operatividad de los tramos exteriores, ahora congestionados.