Internacional

La ANP asegura que Hamas retomará el diálogo en breve

Los 4 grupos armados palestinos más importantes se reunieron en la noche de ayer en Gaza para adoptar una posición común sobre los resultados de la cumbre de Aqaba. Desde el Gobierno de Abu Mazen se advirtió de que se reprimirán sus acciones si no aceptan las conversaciones de paz.
EFE, Gaza
8/jun/03 9:43 AM
Edición impresa

El ministro palestino a cargo de las negociaciones con los grupos de oposición, Ziad Abu Amer, aseguró ayer que las negociaciones entre el Gobierno de la ANP y Hamas para concertar un alto el fuego en la Intifada, se reanudarán la próxima semana.

Abu Amer aseguró que, a pesar del anuncio que el viernes hizo un portavoz del Movimiento de la Resistencia Islámica (Hamas), esta organización aún no ha informado a la ANP de su intención de boicotear la próxima ronda de contactos.

El primer ministro palestino, Mahmud Abbas (Abu Mazen), se desplazó ayer a Gaza para reunirse en los próximos días con los grupos de oposición, tras la indignación que causó en la calle palestina su discurso en la cumbre de Aqaba, el miércoles.

Hamas, así como otras facciones que le han criticado duramente estas últimas 48 horas, considera que Abu Mazen se ha rendido en Aqaba a las presiones de Israel y EE UU y ha hecho demasiadas concesiones, entre otras razones por no recordar el derecho de los refugiados palestinos a regresar a sus hogares y reivindicar Jerusalén como capital para el futuro Estado palestino.

Además, en su intervención en Aqaba, el primer ministro de la ANP pidió el cese incondicional de los ataques contra Israel, sin recordar siquiera los de Israel contra los palestinos.

Por ello, dijo su portavoz, Abdel Aziz Rantisi, Hamas se retiraría de la mesa de negociaciones para concertar el alto el fuego o "hudna" con Israel, hasta que Abu Mazen no se retracte de su discurso.

El portavoz también manifestó ayer a la televisión qatarí Al-Jazeera que su organización continuará los atentados suicidas en Israel.

Por el momento, ninguna de las organizaciones de oposición ha informado de su intención de volver al diálogo, y cinco de ellas se reunieron en la noche de ayer en Gaza para adoptar una postura conjunta frente al primer ministro de la ANP.

Por su parte, y mientras el titular de Exteriores, Nabil Shaat, advirtió ayer de que el Gobierno de la ANP no saldrá a una "guerra civil" contra los grupos de oposición, su colega responsable de seguridad, Mohamed Dahlán, ha asegurado que si las milicias no se suman a un alto el fuego unilateral, la alternativa es una confrontación.

Confrontación

"Hamas ha congelado el diálogo (con el gobierno de la ANP), pero no tiene más alternativa que regresar, porque si lo rechaza querrá decir que lo que buscan es una confrontación", aseguró Dahlán.

El primer ministro palestino trata desde hace unas semanas de convencer a los principales grupos de oposición y a sus respectivas milicias de que se sumen a un alto el fuego unilateral para dar una oportunidad a la "Hoja de Ruta", el plan de paz elaborado por EE UU, Unión Europea, Rusia y Naciones Unidas.

Por otro lado, el ministro de Estado y responsable de la Seguridad en la ANP, Mohamed Dahlán, desmintió ayer que tenga intención de comprar armas a las milicias palestinas para desarmarlas y aseguró que esa información es "falsa".