Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
El hombre que echó ácido a su exnovia viajó de Italia a Tenerife solo para agredirla leer

El apuntalamiento del edificio Alsaca empeoró la situación del inmueble

El segundo informe concluye que reconstruir los daños ocasionados por las obras para reforzar la estructura, acometidas de manera subsidiaria por el ayuntamiento, será más caro que subsanar los daños estructurales del inmueble provocados por el 31-M. El día 14, nueva reunión de propietarios.
EL DÍA, S/C de Tenerife
3/jul/03 18:17 PM
Edición impresa

El segundo informe solicitado por los propietarios del edificio Alsaca, cerrado desde el mes de abril del pasado año después de que se detectaran anomalías en su estructura, concluye que las obras de apuntalamiento que acometió de manera subsidiaria el Ayuntamiento de Santa Cruz empeoró la situación que hasta entonces presentaba el inmueble, a la vez que vincula los daños estructurales a la riada del 31 de marzo de 2002, como informó ayer este periódico.

Los vecinos consultados trasladaron su preocupación después de que el arquitecto de la consultora madrileña Cimtra, especializada en patologías de la edificación, asegurara que el edificio ha resultado muy dañado por los huecos que realizaron los albañiles en las paredes para transportar materiales, además de la eliminación de paredes medianeras entre viviendas de cada planta, lo que habría motivado, además, la aparición de grietas en otras paredes.

La asesoría técnica madrileña concluye en su informe que rehabilitar el inmueble supondría un gasto total de 2.050.332 euros, frente a los casi seis millones que costaría la demolición y reconstrucción, por lo que ahora deberán tomar la decisión los propietarios.

El informe señala que el edificio, en el que se distribuyen 32 viviendas por planta en dos bloques de ocho pisos de alto, sólo tiene dañado el pilar 29, aunque no se llegó a colapsar y levemente el 24, y precisa que el inmueble no corre riesgo de derrumbamiento, y cuestiona si eran precisas las obras de apuntalamiento.