Vivir

Llegan a Fuerteventura otros 126 inmigrantes en menos de cinco horas


EFE/EL DÍA, Las Palmas
20/jul/03 18:33 PM
Edición impresa

Un total de 126 inmigrantes irregulares y cuatro patrones de patera fueron detenidos en la madrugada y primeras horas de ayer en la costa este de Fuerteventura, cuando trataban de alcanzar la Isla a bordo de cinco embarcaciones, informó ayer la Guardia Civil.

Cuatro de las pateras fueron interceptadas en alta mar por la patrullera del instituto armado, mientras otra fue localizada ya en tierra.

En ellas viajaban un total de 121 inmigrantes subsaharianos, cinco de origen indio y cuatro patrones magrebíes, todos ellos varones adultos.

La primera patera llegó hacia la una y media de la madrugada del sábado a Puerto Lajas, en el municipio de Puerto del Rosario, con veintidós inmigrantes subsaharianos, que fueron detenidos ya en tierra por la Guardia Civil.

La segunda embarcación fue avistada en alta mar, media hora después, por una patrullera del instituto armado, a unas tres millas de Gran Tarajal, en el municipio de Tuineje, con veintisiete varones subsaharianos y un patrón de origen marroquí a bordo.

Otra de las pateras fue localizada a las 03.00 horas, a cuatro millas de Gran Tarajal, y en ellas viajaban veintiséis inmigrantes subsaharianos y un patrón también magrebí.

Asimismo, una cuarta patera fue interceptada en alta mar por una patrullera de la Guardia Civil a las 03.30 horas, cuando navegaba a una milla de Gran Tarajal, con treinta inmigrantes subsaharianos y otro patrón marroquí.

Finalmente, a las seis de la mañana de ayer, la Guardia Civil localizó una quinta embarcación a una milla de Las Playitas, en Tuineje, con veintiún inmigrantes y un patrón a bordo. Dieciséis de estos inmigrantes son subsaharianos y cinco de origen indio, mientras que el patrón es magrebí.Todos los detenidos han sido trasladados al puerto de Gran Tarajal y puestos a disposición de la Policía Nacional, que iniciará los trámites para su expulsión.

Bien recibidos

Los inmigrantes que alcanzaron las costas de Puerto Lajas fueron recibidos por unos campistas que disfrutaban de unos días de vacaciones en las costas majoreras, uno de ellos el vecino de la isla Tito Pérez, que de una manera solidaria les ofreció comida y bebida para que se recuperaran del cansancio tras la travesía.

Esta nueva oleada de indocumentados a Fuerteventura se produce tan solo un día después de que la Guardia Civil atribuyera al mal estado del mar el descenso del número de pateras en el mes de julio. El jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Las Palmas, Ángel Andrés Belmonte, dijo al respecto que este mes han llegado menos embarcaciones que en el mismo período del año pasado.