Tenerife Norte
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Los Mossos investigan la muerte violenta de una mujer en El Vendrell leer

Asaga alerta de la falta de agua en la zona de la Isla Baja

El presidente de la entidad agraria culpa en gran parte al campo de golf de Buenavista, mientras que el alcalde del municipio niega los riesgos.
EL DÍA, Buenavista
29/jul/03 18:41 PM
Edición impresa

El campo de golf de Buenavista puede dinamizar la economía de la Isla Baja a medio plazo, pero también puede convertirse en muy perjudicial para el sector agrícola en los próximos meses. A la espera de la conclusión de la desaladora, el gasto de agua ha encendido las luces de alerta en la Asociación de Agricultores y Ganaderos de la provincia tinerfeña (Asaga), cuyo presidente, Fernando Jiménez, alerta de las consecuencias de la falta de agua para las 1.800 hectáreas de cultivo de la zona.

Jiménez se hace eco de las quejas de los 1.200 agricultores afectados y recalca los perjuicios para los cultivos de plátanos, piña, cactus y plantas y flores del lugar. Según explica, la balsa de Los Silos se encuentra a un tercio de su capacidad, lo que la deja con sólo unas 500.000 pipas. De ellas, 150 mil se destinan cada mes a regar el campo de golf, lo que pone en peligro las plantaciones ""por la imposibilidad de recurrir a galerías públicas o privadas"". Según sus informaciones, la desaladora del campo comenzará a funcionar a principios del próximo año, por lo que teme por el presente del sector en la zona.

Por su parte, el alcalde de Buenavista, Aurelio Abreu, se mostró ayer totalmente en desacuerdo con Jiménez. Anuncia que la desaladora se pondrá en funcionamiento en unos veinte días y que, de sus dos mil metros cúbicos de agua, se destinarán 1.200 para el campo de golf, con lo que el resto puede emplearse para los cultivos del lugar, solventando así cualquier problema.

Galerías en desuso

Jiménez considera un error que no se permita trabajar en las distintas galerías y llama la atención sobre el hecho de que se produzca esta supuesta situación de riesgo, pese a que el invierno fue lluvioso. El presidente de Asaga explica que la única posibilidad de agua en estos momentos es la proveniente de la galería de Hoya del Cedro, en La Guancha, ""que debe pasar por la desaladora de El Reventón y que ha disminuido en un 50%"".

Jiménez, que visitó el pasado fin de semana la balsa de Los Silos, insta a las autoridades a tomar medidas y a evitar unos daños que teme que sean importantísimos.

EL DÍA intentó ayer conocer la opinión del Cabildo y, en concreto, del consejo Insular de Aguas, competente en esta materia y al que Jiménez ya ha avisado sobre el problema.